Destinos para fin de año

torre-eiffel

El fin de año amerita reflexionar sobre lo hecho en su transcurso, lo malo y bueno, los aciertos y desaciertos que podemos haber tenido, pero es también una etapa en el año en que tenemos necesariamente que empezar a pensar dónde vamos a pasar la última noche del año viejo y la primera mañana del nuevo. Prepararnos para un viaje puede resultar la mejor opción.

Viajar por el Caribe, en alguna playa desierta de Cuba, quizás en una de México o en Puerto Rico puede ser considerada una opción interesante, también el hecho de viajar en algún crucero y pasar la última noche del año en medio del océano, rodeados sólo por agua y un deseo interminable de viajar.

Otros tienen como destino lugares más sofisticados como París, Milán o Barcelona, quizás pasar el año nuevo en algún hotel elegante de Tokio o Las Vegas, en una noche de luces destellantes, tragamonedas y mucha diversión, con castillos construidos sobre el desierto y una noche de lujuria y juegos.

No importa el destino, sino viajar y recorrer una nueva parte del mundo, una novedad embarcada en un destino, una nueva cultura, una curiosa forma de vivir o relacionarse que incluye la cultura y la tradición, para eso hay diversos aspectos a tener en cuenta antes de elegir, en caso sea un destino netamente turístico y comercial como Las Vegas o Atlantic City, dos lugares reconocidos principalmente por ser lugares del juego, o buscar destinos con mayor tendencia a lo cultural como La India, Egipto o Cuzco, destinos que además de poseer una capacidad de fiesta interminable, son también ciudades con un bagaje cultural amplio y con una historia capaz de deslumbrar a quines las visiten , por lo que el viaje además se vuelve una experiencia enriquecedora y educativa.

Sea cual sea el destino a elegir, se debe tener en cuenta siempre las comodidades, el presupuesto y la estadía, pues no hay nada peor que un viaje improvisado y poco planeado, lo mejor es siempre llegar al destino conociendo al menos un poco, ir informándose con la ayuda del Internet y tener ya la certeza de los lugares posibles a conocer y recorrer, además de los posibles mal entendidos que pueden suceder por un cuestión de diferencia cultural como en Egipto, donde algunas costumbres consideradas normales pueden llegar a herir la moralidad de los egipcios, por eso es bueno siempre prevenir antes que lamentar. Viajar a fin de año debe ser una experiencia inolvidable y paras eso es necesario empezar a planear desde ya.

Te puede interesar

Escribe un comentario