La Habana, capital del Caribe (Ia)

Dejamos atrás a la Atenas de América y continuamos nuestros viajes en busca de los mejores lugares donde poder realizar una escapada. En esta ocasión no dejamos el continente americano y vamos a conocer uno de los destinos turísticos más visitados del mundo y que después de la retirada de su más alto mandatario se están comenzando a abrir las puertas aún más, para convertir a esta ciudad en algo parecido a lo que fue antaño. Nos vamos a la capital de Cuba, La Habana.

Es la isla más grande del Caribe y donde más variedad hay. Llena de vida y color, La Habana es un claro ejemplo de la alegría del pueblo cubano, aunque como en todos los lugares, hay problemas, pero ello no impide que este lugar sea uno de los destinos preferidos por muchos viajeros ávidos de historia, grandes playas, gastronomía y un clima excelente.

Vista parcial de la ciudad

Antes de su fundación, la ciudad tuvo otros emplazamientos en varios años diferentes en 1514 se ubicaba en la desembocadura del río Onicaxinal y en 1519 en una zona llamada La Chorrera y posteriormente en su emplazamiento actual.

Esta ciudad fue como el Ave Fénix, resurgió de sus cenizas en varias ocasiones después de sufrir incontables ataques por parte de los piratas y corsarios franceses que infestaban estas aguas en busca de riquezas y fama. Pero esto duró hasta 1561, año en el que el la Corona Española ordena que esta ciudad sea la base para los navíos que partían del continente americano hasta Europa. Desde aquel entonces la ciudad sería fuertemente armada y fortificada, siendo colocadas importantes defensas en la entrada de la bahía y en puntos estratégicos, convirtiendo a la ciudad en un auténtico fortín.

Antigua fortificación aún existente

Un fortín al que llegaban los más fastuosos tesoros y las más codiciadas mercancías que tendrían como destino España. Grandes cantidades de oro y plata, esmeraldas, lana, caoba, cueros, maíz, patatas, mandioca, cacao y especias se amontonan por toneladas esperando ser transportadas a Europa y protegidas por un pequeño ejército pertrechado con potentes fusiles y cañones.

Y con este trasiego miles de marinos, colonos, comerciantes, aventureros y jóvenes en busca de futuro, se dan cita en la ciudad colaborando a un rápido crecimiento de la misma y convirtiéndola en una de las ciudades más importantes del Nuevo Mundo.

En el siguiente post continuaremos conociendo la historia de nuestro destino y conoceremos cuales fueron las claves de su prosperidad.

Te puede interesar

Categorías

General

Carlos López

Desde que era pequeño siempre quise viajar y poco a poco pude ir convirtiéndome en un viajero incansable. Mis destinos preferidos: India, Perú y... Ver perfil ›

Escribe un comentario