Bolvia, la perla escondida de América del Sur

En los últimos meses me he topado con personas, mochileros europeos, que después de visitar algunos países americanos hablaban maravillas sobre Bolivia y su gente. El pequeño país de América del Sur muchas veces es opacado por sus vecinos más grandes y famosos, Brasil, Perú o Argentina, pero lo cierto es que tiene algunos sitios de gran valor histórico y cultural que vale la pena conocer.

Incluso, si te gustan las teorías de los antiguos astronautas hay un sitio en particular que al día de hoy sigue siendo un misterio. Aquí tienes una guía de lo que necesitas saber para visitar Bolivia y sus atracciones turísticas.

Bolivia

Bolivia se ha reconocido orgullosamente como un Estado Plurinacional, democrático, intercultural, de pluralismo político, lingüístico, jurídico y económico, con autonomías y descentralizado. Los pueblos originarios son reconocidos en sus derechos por primera vez desde su independencia y hay que decir que el país ha iniciado uno de los procesos socio-políticos más interesantes de América Latina.

La capital es la ciudad de Sucre, aquí funciona el Poder Judicial, pero La Paz es la sede del gobierno porque aquí funcionan los poderes ejecutivo y legislativo. Tiene una población de poco más de diez millones de habitantes y un territorio que roza el millón y pico de kilómetros cuadrados.

Su moneda es el Peso Boliviano y a la hora de viajar puedes tomar algunas precauciones en materia de vacunas: nuevas medidas sanitarias hacen obligatoria la vacuna contra la Fiebre Amarilla pero también chequea si tienes la de la hepatitis, el tétanos y la fiebre tifoidea, lleva medicación contra la malaria, mucho repelente y  ni se te ocurra beber agua del grifo o comer comida de los puestos callejeros.

¿Es necesario tramitar la visa? Bolivia tiene acuerdos con algunos países europeos y americanos que eximen a sus ciudadanos de la visa. Si eres español no hace falta y si eres argentino, por ejemplo, puedes ir con tu DNI, sin pasaporte.

Qué visitar en Bolivia

Decía al comienzo que si te gustan las teorías de los antiguos astronautas (la idea de que la Tierra fue visitada por una cultura extraterrestre que ayudó al desarrollo de nuestra civilización o incluso fue nuestra creadora), aquí en Bolivia tienes uno de los sitios más misteriosos del mundo: Tiwanaku.

Tiwanaku o Tiahuanaco es el sitio arqueológico más importante del país. Hoy está en ruinas pero imaginar qué pudo haber sido, quienes pudieron haberlo construido, de qué manera y con qué propósito nos deja la mente procesando y procesando. Más sabiendo que en la época de los Incas esto ya estaba en ruinas.

Tiwanaku está a una hora y media desde La Paz y llegas en autobús. Los autobuses parten de la zona del cementerio de la ciudad y si quieres ir en tour pues hay muchas agencias que organizan todo por ti. Puedes ir temprano en la mañana y regresar por la tarde o puedes quedarte a dormir. Hay alojamientos cerca, en el pueblo que está cerca de las ruinas, y algunos hostels así que puede ser interesante pasar la noche.

Las ruinas abren de 9 am a las 5 pm. Los arqueólogos dicen que la cultura Tiwanaku se desarrolló entre el año 1500 a.C y el 1200 d.C, a lo largo de 27 siglos. Otras teorías hablan de una antigüedad de más de 12 mil años o incluso de 15 mil a.C. Fue un pueblo desarrollado en tecnología, agricultura, ciencias y arquitectura.  Tanto es así que es difícil aseverar cómo construyeron o  alzaron algunas de estas estructuras.

La Puerta del Sol es quizás la estructura más popular de las ruinas. Es perfecta porque está trabajada en un solo bloque de andesita, una piedra de la zona, y pesa unas diez toneladas. Formaba parte de un edifico mayor que, se cree, estaba en lo alto de una pirámide, la Pirámide de Akapana. Tiene un friso con la imagen del dios Sol, relieves con figuras zoomorfas, discos solares, un puma y a su alrededor 32 figuras de Hombres Sol y otros 16 de Hombres Luna.

Por su cuenta la susodicha pirámide tiene 18 metros de alto con siete terrazas escalonadas y unos 800 metros de perímetro. Arriba de todo hay estructuras al parecer destinadas a cultos religiosos u observaciones astronómicas. Se piensa que levantarla tuvo que significar un gran esfuerzo y no se sabe cuanto tiempo duró el trabajo. Otro sitio interesante es el Templo de las Piedras Paradas.

También se lo conoce como el kalasasaya y es una estructura construida según coordenadas astrológicas porque desde aquí la cultura Tiwanaku calculaba la duración del año o el cambio de las estaciones. Tanto en otoño como en primavera el sol pasa por su puerta principal, por ejemplo, así que es una maravilla técnica de este antiguo pueblo.

El Monolito de Ponce fue descubierto en 1957 y se trata de una figura que sostiene en sus manos un vaso sagrado, kero, más otras figuras de animales de la zona como águilas, cóndores y pumas. ¿Es esta la ciudad más antigua del mundo? Algunos piensan que sí. Lo que hay que preguntarse es de dónde obtuvieron el conocimiento para trabajar de manera tan perfecta la piedra, para levantar y transportar toneladas de peso sin grúas modernas o mejor, sin caballos o bestias de carga o para unir las piedras con juntas de metal…

Te puedes quedar con la versión oficial o leer las otras y adentrarte en el misterio…

El salar de Uyuni

Este es otro de los sitios más populares de Bolivia y el salar más grande del mundo. Cubre una superficie de 12 mil kilómetros cuadrados y si bien es muy turístico es tan hermoso que aunque no te guste el turismo masivo no debes perdértelo.

Puedes llegar desde La Paz, son 12 horas de autobús. Desde Potosí son siete y desde Sucre son 11 horas. Hay dos servicios de tren que te acercan, el Wara Wara y el Expreso del Sur. Más allá del salar hay una ciudad del mismo nombre, muy pequeña, pero que ofrece los servicios básicos para el turismo: hostales, hoteles, restaurantes y agencias de viaje.

En Uyuni puedes sumar unas visitas al Museo Arqueológico y Antropológico de los Andes Meridionales, abierto todos los días de la semana. Y si te gustan los trenes te cuento que Uyuni supo ser un centro ferroviario importante para la minería boliviana y su legado ha quedado en el llamado Cementerio de Trenes, a unos tres kilómetros del centro, con decenas de vagones y antiguas locomotoras a vapor.

Muchos turistas conocen el salar apuntándose en un tour. En este caso hay tours de uno y tres días. Si no tienes tiempo la visita de un día incluye una visita al pueblo de Colchani, donde viven los trabajadores de la sal y otra visita al Hotel de Sal. La de tres días y dos noches incluyen las comidas pero no las entradas a los parques y reservas. Visitas el Cementerio de Trenes, Colchani, el Hotel de Sal, la Isla Pescador, el salar, la Reserva Nacional de Fauna Andina con acceso al mirador del volcán Ollagüe, lagunas, geiseres, termas, el valle de las Rocas y algunos poblados andinos.

Se ha terminado el artículo y me he quedado corta con los destinos turísticos en Bolivia, pero por lo menos te he hablado de los dos más populares. Quedan algunos otros que dejaré para los próximos artículos, pero quédate con la idea de que Bolivia es una perla en América del Sur. Antigua, misteriosa y con una gente la mar de amable.

¡Recibe el primero nuestros chollos en viajes!
Si quieres viajar más barato y ahorrar dinero, suscríbete a nuestra sección de ofertas y chollos en viajes.


Categorías

Bolivia, Guías

Mariela Carril

Soy Licenciada y Profesora en Ciencias de la Comunicación. Me gusta mucho leer y escribir y los viajes, por lo menos uno o dos por año, son mi... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *