Costumbres de Turquía

Turquía es un país fascinante cuya posición geográfica lo ha convertido en cruce de culturas y civilizaciones. Tiene una riqueza maravillosa y tras miles de años de historia hoy se conforma como una república democrática, constitucional y secular.

Tras esta denominación y organización política hay una sociedad culturalmente muy interesante, así que hoy veremos las costumbres de Turquía.

Costumbres de Turquía

Cada pueblo tiene sus tradiciones y costumbres, esos lazos invisibles y visibles que unen a sus integrantes y son el común denominador que aúna eso que llamamos «nacionalidad». Podemos pensar que los tiempos modernos de globalización han echado por tierra muchas costumbres locales, pero en verdad lo que se experimenta es su entrecruzamiento. Sí, algunas quedan antiguas, otras se renuevan y otras tienden a desaparecer o a quedar relegadas, pero algo de ellas todavía se percibe en el ser nacional de los pueblos.

Nadie piensa mucho en las costumbres que seguimos como ciudadanos de tal o cual país o miembros de tal o cual localidad u organización. Las hacemos todos los días, no pensamos sobre ellas. Los argentinos toman mate, los ingleses adoran su hora del té, los japoneses no se visitan en sus casas y así podemos seguir haciendo una lista interminable de aspectos familiares o rarísimos que tiene la gente.

Pero cuando viajamos esas costumbres y tradiciones se nos aparecen con una fuerza implacable. Contrastan con las nuestras y es entonces que las ajenas y las propias nos saltan a la vista a lo largo de nuestro viaje. Creo que cuando uno es viajero o turista el abrir la cabeza para conocer la cultura que visita es la condición sine qua non para disfrutar y hacer que ese viaje nos transforme.

¿Pero cuáles son algunas de las costumbres de Turquía?

Leer la fortuna en las tazas de café

Lo hemos visto en mil películas o leído en mil libros. El café turco es super famoso, lo bebas dulce o amargo. No pasa desapercibido y la mayoría de los turcos beben aunque sea una taza al día. La costumbre comienza cuando se termina el café y queda la taza: entonces se tapa con un plato y se espera a que se enfríe. Después se retira el plato y a partir de las formas que ha adquirido el café que mancha la taza uno puede determinar el futuro. O eso se cree.

La costumbre indica que si estamos entre amigos hay uno que será el elegido para leer la fortuna de los demás. El que sea más hábil, por supuesto, esté más acostumbrado o tenga experiencia. Divertido.

Día del Oro

Se trata de un día especial de encuentro entre las mujeres turcas. Las mujeres turcas de cualquier edad se juntan con amigas o vecinas y juntan monedas de oro. En cada encuentro una participante se convierte en la anfitriona y prepara comida y bebida para el resto.

Después, cada invitada trae a su vez una moneda de oro para la anfitriona y lo mismo sucede los demás días cuando se cambia de casa. La excusa es juntarse, charlar y disfrutar de la compañía de las demás, pero al mismo tiempo tiene su origen en la costumbre de que cada mujer pudiera tener de alguna manera dinero propio. ¡Bastante inteligente!

Pedir la mano de la novia en matrimonio

Suena antiguo, pero los turcos todavía siguen esta costumbre. Y es toda una ceremonia en la que las familias de la pareja se reúnen tras haberse tomado la decisión del enlace. Una vez que el novio hace la propuesta, sus padres visitan a la familia de la novia en su casa, llevando en general un ramo de flores o unos bombones de chocolate, y le piden a los padres o miembros más viejos la aprobación a la propuesta de su hijo.

El mayor suele ser el padre, pero puede haber un abuelo, un tío o un hermano varón. En la ceremonia esta obviamente se bebe café turco y al novio se le sirve café salado.

Noche del Henna

Es la noche anterior al casamiento y es algo así como una fiesta de despedida de solteras. Se organiza entre la familia de la novia y sus amigos y la familia del novio, peor son solo mujeres. En esa noche, se trae henna y se aplica en las manos de la novia.

¿Qué simboliza el henna? Algunos dicen que simboliza la virginidad y otros dicen que es una especie de bendición para asegurar la prosperidad de la unión. Además, esa noche, los invitados bailan y ríen y en algún momento se escapan lágrimas también porque el matrimonio supone un cambio, el momento en que la novia se despide de su familia y de la casa donde creció.

Verter plomo fundido para curar el mal de ojo

¿En serio? Pues sí, los turcos creen en las malas energías y su poder de generar el mal de ojo, por ejemplo, así que hay una costumbre curiosa que supuesta mente sirve para evitar esto. En cada casa turca hay una figura de vidrio, el ojo malo, que se cree guarda el «nazar«, es decir, el mal de ojo. Tener esta figura supuestamente lo espanta.

Pero ademas de esto hay otra manera turca de repeler la energía negativa y es vertiendo plomo fundido. La persona que se cree está sufriendo mal de ojo se sienta en el piso sobre un mantel de mesa. Otra persona sostiene sobre su cabeza un bowl con una taza de agua dentro. A veces se colocan un par de zapatos dentro y también otras cosas. Entonces, un experto en espíritus llega y vierte el plomo derretido en el agua.

Después de este procedimiento, el mismo experto recita algunas plegarias e interpreta el plomo observando las formas que en contacto con el agua va formando.

Noche Sira

Esta colorida tradición tiene lugar en el sudeste del país, principalmente en la  provincia de Sanhurfa. Durante esta noche, en la que no se permiten mujeres, se hace una bola de carne cruda y se bebe «raki», una bebida alcohólica aromatizada con anís. Entonces los hombres reunidos comen y beben, cantan canciones, juegan y tocan instrumentos.

Además de divertirse, durante esta noche masculina, también se junta dinero para ayudar a los pobres, para colaborar en una boda, en un funeral o la razón por la que se haya organizado una Noche Sira.

El Tambor del Ramadán

El mes del Ramadan es un mes sagrado para la comunidad musulmana. Es el mes del ayuno y de la comprensión de la historia del propio pueblo musulmán. Durante este mes la comunidad ayuna hasta el atardecer y come hasta el amanecer. Los musulmanes se levantan antes del amanecer para poder comer, pero no es algo que siempre sea fácil. Entonces, entra en acción el tambor del Ramadán que lo que hace es avisar.

Alguien con un tambor pasea por las calles y grita cosas, versos a veces, avisando a la comunidad que es tiempo se asistir al servicio al final del Ramadán. La tradición proviene de los tiempos del Imperio Otomano y aunque supo ser muy popular hay que decir que hoy es una costumbre más rara. El móvil ha suplantado el tambor, por ejemplo.

Estas son solo algunas costumbres de Turquía. Por supuesto que hay muchas más.

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*