Descubrir la belleza del delta del Mekong

El Mekong es un río muy importante del sudeste asiático y uno de los mas largos de este continente. Atraviesa varios países pero el delta que está en Vietnam, el punto en el que comienza a vaciarse en el mar, es de una belleza particular.

Para los amantes de la naturaleza y sus maravillas esta zona guarda una importancia enorme pues alberga alrededor de mil especies de animales, plantas y peces. La diversidad es estupenda y si a eso se suma que atraviesa tierras habitadas desde hace miles de años a su importancia natural se suma su importancia cultural. Descubramos ambas.

El río Mekong

Es uno de los más extensos de Asia y tiene un largo aproximado de 4.350 kilómetros desde su nacimiento en las planicies tibetanas. A lo largo de su viaje pasa por China, Myanmar, Laos, Tailandia, camboya y finalmente llega a Vietnam desde cuyas costas desemboca en el mar. El uso y supervivencia del río es entonces una acción conjunta.

La cuenca del río se divide en la cuenca alta, situada en el Tibet chino y la cuenca baja que está en la provincia de Yunnan. Es después de un largo camino que desemboca en el Mar del Sur de China en este complejo y atractivo delta en tierras vietnamitas. Es un río con muchas presas, algunas todavía en construcción. Decenas, en realidad, y casi todas apuntas a la generación de energía eléctrica.

En materia de riqueza biológica solo lo supera el Amazonas. Se calcula que alberga 20 mil especies de plantas, poco más de mil especies de aves, 800 especies de reptiles, 430 especiales de mamíferos y muchos anfibios además de 850 especies de peces de agua dulce. Es super biodiverso. ¿Pero qué pasa con la navegación del Mekong?

Es un río navegable desde hace siglos y sobre sus costas se han construido siempre pueblos, aldeas y ciudades. Incluso hoy es posible encontrar aldeas pesqueras que siguen subsistiendo usando las rutas comerciales uniendo esta parte de Asia.

El maravilloso delta del Mekong

Está ubicado al oeste de la ciudad Ho Chi Minh, la antigua Saigón. La parte vietnamita del delta tiene muchos paisajes pero en líneas generales la postal más clásica es de tierras inundadas en el sur y algunas colinas suaves en el oeste y norte, producto de la actividad tectónica al chocar las placas euroasiática e india, 50 millones de años atrás.

El delta drena por dos canales mayores y ambos descargan en el Mar del Este. Es además la zona forestal más pequeña del país, 300 mil hectáreas y todo esto afecta sin dudas el clima y es afectado al mismo tiempo por él. El delta es una zona de baja altitud así que es muy proclive a inundaciones apenas sube el nivel del mar. Esto, a su vez, produce mayor salinidad en las tierras costeras y obviamente, la preocupación por medidas gubernamentales que combatan las consecuencia negativas de la situación.

Lo cierto es que muchos turistas se sienten atraídos por estos paisajes. Además de anotar Hanoi, Hoi An y Sapa suelen apuntar el Delta del Mekong en la lista… ¿Vale la pena? ¿Coinciden las decenas de fotografías de esos coloridos mercados flotantes con la realidad? No del todo. El delta luce en general como el resto de Vietnam, no verás nada distinto ni nada más brillante. Además, no puede ser concentrado en uno o dos lugares solamente pues el delta en realidad ocupa toda la región occidental del país.

Es decir, es enorme. Lo que han hecho algunas agencias de turismo es armar una ruta turística para sacarle provecho a los dólares y euros del turismo. Dinero que todos quieren tener. Y elijas el tour que elijas seguro terminarás haciendo rutas similares sino la misma: un paseo en bote, una visita a algún templo, mercados coloridos. La realidad es más amplia y variada: son los pueblos y aldeas pesqueras que tal vez ves desde el río sobre la costa o que viste de mochilero otro día.

Debes saber que el delta no es una zona pequeña que visitas en un par de días como otros destinos de Vietnam. Si realmente quieres conocerlo entonces requiere planificación y aún así es imposible visitarlo todo y terminarás visitando solo los destinos más turísticos. Para ver más e ir más profundo entonces contrata un guía privado y especializado. Dicho esto, ¿qué puedes hacer en el Delta?

En primer lugar puedes comenzar por el corazón del delta que es la ciudad Can Tho. Es el centro de transporte, político y comercial de la zona y tiene una bonita zona costera, callecitas y bulevares para recorrer. Es la base ideal para salir de paseo. Entonces, te queda por  visitar el Mercado Flotante de Cai Rang, la bella isla de Phu Quoc, la montaña Sam o Ben Tre.

Hay un bonito santuario de aves, el Tra Su, también está el bosque Xeo Quyt y la tumba de Ba Chuc. Este es un memorial que recuerdo los horrores del régimen Khmer: en 1978 este gobierno mató más de tres mil aldeanos y solo quedaron dos supervivientes. El memorial contiene un osario y fotografías y está a 75 kilómetros de ha Tien ose puede organizar un tour desde Chau Doc por unos 30 euros.

El bosque Xeo Quyt está a 35 kilómetros de Cao Lahn y además de arboles preciosos hay bunkers del Viet Cong. Se puede visitar en canoa, desde dentro del bosque, o por caminos. El paseo en canoa es de 20 minutos y ambos te dejan conocer los búnkers y túneles que datan de la época de la Guerra de Vietnam. Entonces, como verás, si bien el delta del Mekong es enorme y conocerlo implica tiempo y ganas siempre puedes visitarlo superficialmente adaptándote a los tours más turísticos.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*