Donde el Mar del Norte se encuentra con el Báltico

Anochecer en Skagen

Por todo el planeta nos podemos encontrar maravillas naturales que nos dejan asombrados, con la boca bien abierta por la sorpresa y el corazón lleno de ilusiones. Allá donde miremos hay lugares paradisiacos donde desconectar de la rutina es tan fácil como cerrar y abrir los ojos.

Uno de esos lugares que parecen extraídos de un cuento es la localidad turística de Skagen. Situada en el extremo más septentrional de la Dinamarca continental, está rodeada de arenosas playas que nada tienen que envidiar a las de las regiones tropicales, pues está bañada por las aguas de dos mares: el mar del Norte y el Báltico, que chocan dando lugar a un espectáculo increíble.

Como si de dos amigas que se dieran la mano sin llegar a apretarla fuertemente, estos dos mares conviven en perfecta armonía sin molestarse el uno al otro.

Skagen, una pintoresca ciudad danesa que no te puedes perder

Casas de Skagen

Sólo desde esta ciudad se puede ir a verlo, desde Skagen. Se encuentra en el norte de Dinamarca, concretamente en la región de Jutlandia Septentrional. Es una pequeña ciudad de pescadores que da la bienvenida amablemente a todo aquel que desee visitarla.

Hasta no hace mucho no estaba muy poblada, pero poco a poco la población ha ido aumentando, sobretodo en los últimos años, pues una vez que ves con tus propios ojos esta pequeña maravilla, ya no puedes olvidarla.

¿Qué hacer en Skagen?

Puerto de Skagen

Pese a su superficie total, es mucho lo que puede ofrecer al turista, independientemente de sus gustos. Por ejemplo:

  • Museo de Skagen: si te gusta ver el arte dibujado en un cuadro, no puedes perderte el museo. Fue fundado en 1908 en el Hotel Brøndum. Actualmente alberga más de 1950 obras de diferentes pintores, como Anna Ancher o Christian Krohg.
  • Puerto: el lugar perfecto para conseguir pescado fresco, pues lo subastan cada día. También podrás alojarte en una de sus casas, las cuales están pintadas de un característico color amarillo.
  • Råbjerg Mile: en los alrededores de la ciudad hay playas de arena blanca y agua casi cristalina. Este es un paraíso donde toda la familia puede disfrutar de un agradable paseo, o contemplar la Råbjerg Mile, más conocida como duna en movimiento.
  • El cabo de Skagen: pero si prefieres ver las aves de presa haciendo lo que mejor saben hacer, entonces debes irte al cabo. Es difícil encontrar buenos puntos de observación, pero aquí entontrarás uno: el Skagens Odde.

Clima de Skagen

Fauna de Skagen

Cuando se va a un lugar desconocido una de las primeras cosas que hacer es saber qué clima hará cuando pisemos tierra. En Skagen las temperaturas se sitúan entre los -2ºC en febrero y los 18ºC en agosto, así pues, no nos quedará más remedio que llevarnos ropa de abrigo para protegernos del frío, y también algún paraguas especialmente si se va en octubre que es el mes más lluvioso.

Skagen, donde dos mares se juntan… pero no se mezclan

Mares de Skagen

Foto de Wanderspots

Sin duda, es el principal atractivo de esta parte del mundo. El estrecho de Skagerrak es un amplio estrecho que separa el sur de la península escandinava (en Noruega) de la península de Jutlandia (en Dinamarca), conectando el mar del Norte y el Báltico. Es un lugar histórico que dejó huella: con una longitud de 240km y unos 80km de anchura, fue un lugar estratégico durante las dos guerras mundiales, especialmente para Alemania, ya que fue una de las causas por las cuales los nazis invadieron Dinamarca y Noruega.

¿Cómo se produce el ”choque de mares”?

Playa de Skagen

El ”choque de mares” se produce cuando uno de los dos es mucho menos salino que el otro. En este caso, el Báltico tiene una concentración de sal más baja que el mar del Norte, el cual es mucho más dulce debido a las enormes cantidades de agua dulce que aportan constantemente los ríos que desembocan en sus orillas.

De hecho, si no fuera por esa pequeña abertura en el Mar del Norte, llamado Skagerrak, el Báltico sería un gigantesco lago de agua dulce.

Cosas que debes saber antes de viajar hasta Skagen

Dunas de Skagen, Dinamarca

Como hemos visto, Skagen es una ciudad muy fría pero con muchas posibilidades de hacernos tener unas vacaciones inolvidables. Sin embargo, debemos tener en cuenta una serie de cosas si queremos que nuestro viaje salga realmente tal y como lo habíamos imaginado… como mínimo. Apunta estos consejos para que no se te escape nada:

  • Viaja desde mayo hasta septiembre: durante esos meses te encontrarás todos los puntos de interés turístico abiertos al público.
  • Solicita la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE): evidentemente, no esperamos acabar con heridas ni nada por el estilo, pero por si acaso es preferible pedirla por lo que pudiera pasar.
  • Llévate un diccionario y un traductor: el idioma que hablan por defecto es el danés, aunque los guías turísticos también hablan inglés. Si no se te dan muy bien los idiomas, un diccionario y un traductor te puede ser de mucha ayuda.
  • Cambia euros por moneda local (corona danesa): en algunos sitios aceptarán los euros, pero es preferible no arriesgarse y comprar con moneda local o con tarjeta de crédito.
  • Ten la cámara de fotos siempre a punto: para conservar tus recuerdos y poder revivirlos una y otra vez cuando regreses a casa, ten tu cámara fotográfica lista para su uso.

Así que ya sabes dónde poner el rumbo de próximo viaje: Skagen, Denmark.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *