Cinco escapadas para disfrutar de la nieve en España

pistas de esqui

El pasado invierno más de cinco millones de esquiadores se acercaron a las estaciones de esquí españolas para disfrutar de su deporte favorito. Al igual que en 2014, el pistoletazo de salida para la nueva temporada de esquí se ha hecho esperar ya que el otoño ha sido cálido y seco. Sin embargo, comenzar con poca nieve no es algo insólito pues ha pasado en otras ocasiones.

De hecho, la costumbre de iniciar la temporada de esquí en la primera semana de diciembre es algo reciente. Los avances tecnológicos son los que han permitido este adelanto gracias a los sistemas de innivación artificial que permiten fabricar la nieve.

Recientemente, la meteorología ha permitido el ansiado arranque y que muchos puedan disfrutar ya de la nieve. La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) advirtió de una enorme incertidumbre, con mucha inestabilidad y la cota de nieve en ascenso. Por eso, conviene estar preparado, en caso de que la nieve hiciese acto de presencia repentinamente, y recordar cuáles son algunas de las mejores estaciones de esquí de España.

Sierra Nevada

sierra nevada

La Estación de Esquí y Montaña de Sierra Nevada está situada en el Parque Natural de Sierra Nevada, en los términos municipales de Monachil y de Dílar y a tan sólo 27 km de la ciudad de Granada. Fue fundada en 1964 y cuenta con 108 kilómetros esquiables repartidos en 115 pistas (16 verdes, 40 azules, 50 rojas, 9 negras). Dispone de 350 cañones de nieve artificial, quince escuelas de todos los niveles y dos circuitos de esquí de fondo snowpark entre otros servicios.

Sierra Nevada es la estación más meridional de Europa y la de mayor altitud de España. La calidad de su nieve, el excepcional tratamiento de sus pistas y la oferta complementaria de ocio son los mayores reclamos para los esquiadores.

Candanchú

candanchu

Candanchú es la estación de esquí más antigua de España. Se ubica en el Pirineo aragonés y cuenta con 50 kilómetros esquiables repartidos entre todas sus pistas (10 verdes, 12 azules, 16 rojas y negras).

Candanchú es una de las estaciones de esquí más bonitas de España y destaca por sus paisajes de ensueño. Además, es una estación de marcado carácter familiar, ya que dispone sin duda de una de las mejores zonas para esquiadores principiantes del mundo.

Fuera de la temporada de nieve en Candanchú se puede disfrutar de otros deportes como la escalada o el senderismo con importantes rutas como la GR11, la senda de Camille, o el Camino de Santiago.

Astún

Astún

Situada en el Pirineo Aragonés, en el municipio de Jaca, la estación de Astún cuenta con un total de 50 km de pistas (5 verdes, 18 azules, 21 rojas y 6 negras-) y tiene 10 km de itinerarios. En invierno esta estación de esquí ofrece multitud de servicios (remontes, enfermería, restauración y escuela de esquí) pero en verano también se mantienes abiertos varios telesillas y en la zona se ofrecen actividades como senderismo, descenso de barrancos, rafting o escalada.

Una vez terminada la jornada de esquí se recomienda hacer una visita turística a la Catedral y a la Ciudadela de Jaca así como al Monasterio de San Juan de la Peña o a la Estación Internacional de ferrocarril de Canfranc.

Baqueira Beret

baqueira beret

La estación leridana de Baqueira Beret es una de las más completas de Europa y la más grande de España. Fue inaugurada en diciembre de 1964 y desde el 2003 parte de sus pistas discurren por el Valle de Aneu, el valle vecino al Valle de Arán, al otro lado del Puerto de la Bonaigua. Se trata de la única estación española ubicada en la vertiente norte del Pirineo.

Baqueira Beret tiene 155 kilómetros de dominio esquiable repartidos en 103 pistas (6 verdes, 42 azules, 39 rojas y 16 negras). Dispone de 34 remontes, 19 telesillas, 7 telesquís y 7 cintas transportadoras así como 629 cañones de producción de nieve y catorce máquinas para preparación de pistas.

La Molina

la molina

La Molina es la estación decana de los deportes de invierno en España con el primer remonte comercial en el año 1943. La mayoría de su extensión está situada en la Cerdanya y tiene 67 km esquiables repartidos en 61 pistas para todos los niveles. Los amantes del esquí también podrá disfrutar de una jornada en la montaña en su snowpark de grandes dimensiones y en el super pipe más grande de los Pirineos.

Aquellos a los que no les entusiasme el esquí encontrarán en La Molina otras actividades que hacer como excursiones en máquinas pisanieves, raquetas de nieve, segway sobre nieve o circuitos de mushing. Además, tanto en La Molina como en las comarcas de la Cerdanya, el Berguedà y el Ripollès se puede encontrar una amplia oferta gastronómica y hotelera para convertir en inolvidable la estancia en Gerona.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *