Descubriendo el Lago Titicaca

Imagen| Wikipedia

Algo tiene el lago Titicaca que embelesa a quienes lo contemplan. Se trata del lago navegable más alto del mundo y en la antigüedad se le consideraba un lugar sagrado por pueblos como los chiropa, los pucará, los tiahunacota o los incas. En la actualidad es un atractivo turístico ubicado en la cordillera de los Andes, entre las fronteras de Perú y Bolivia, muy interesante para los viajeros a quienes les entusiasma el ecoturismo y la aventura.

En los lugares que sólo pueden conocerse a pie siempre hay una magia especial. Contemplar esa gran masa de agua turquesa y empaparse de la cultura de los pueblos andinos es una experiencia inolvidable. Un recorrido a más de 3.800 metros de altitud que te dejará sin aliento. Literalmente.

Lago sagrado y asentamiento de civilizaciones

Imagen| Pixabay

El Titicaca es un lago importante en la mitología andina pues, según la leyenda, de sus aguas surgieron Mama Ocllo y Manco Cápac, hijos del dios Sol y fundadores del Impero Inca.

A orillas del lago Titicaca, a lo largo de la historia, se han establecido diversos pueblos algunos de los cuales siguen manteniendo sus costumbres y su cultura como los quechuas o los aymara. En la parte peruana del lago se ubica la ciudad de Puno, que fue fundada por los españoles en 1666 pero en la que vive mayoritariamente población indígena. Un pueblo orgulloso de su pasado que cada año muestra a los turistas una pizca de su folclore durante la Festividad de la Candelaria a través de danzas y ritos.

Algunos de los atractivos turísticos de Puno son su catedral (siglo XVII), el balcón del conde de Lemos (siglo XVII), el museo municipal Carlos Dreyer (guarda piezas y objetos preincas e incas).

Además de Puno, el lago Titicaca cuenta con otros pueblecitos ubicados en las islas que lo salpican. Es el caso de las Islas Flotantes de los Uros (donde viven familias dedicadas a la pesca en pequeñas casas hechas de totora, un material parecido al papiro), la Isla de Terique (donde viven familias quechuas dedicadas al comercio), la Isla de Amantani (en donde se encuentran los templos de Pachamama y Pachatata que están dedicados a la fertilidad de la Tierra), la Isla del Sol (la leyenda dice que Manco Capac y su esposa Mama Ocllo comenzaron aquí la dinastía inca antes de fundar Cuzco) o la Isla de la Luna (donde se encuentra el templo de Iñac Uyo).

Asimismo no podemos olvidar la población de Copacabana, ubicado a 150 kilómetros de la capital de Bolivia. Se trata de un lugar muy interesante para conocer la cultura de las poblaciones del lago Titicaca pero desde la perspectiva boliviana. Algunos de los atractivos turísticos más importantes de Copacabana son el Santuario Copacabana (1601), la Horca del Inka o el Museo del Poncho.

Conociendo el Titicaca

Imagen| Peru Travel

Sus dimensiones lo convierten en el lago navegable más alto del mundo y en prácticamente un mar de interior que presenta dos porciones unidas por el estrecho de Tiquina: el lago Mayor y el lago Menor. Cubre un área promedio de 8.300 km2 cuyo ancho es de 60 km y su largo de 165km.

Así pues es un lago con una rica biodiversidad enmarcado en una espectacular escenografía decorada con cumbres nevadas de la Cordillera Real, la cual supera los 6.000 metros de altura. De este modo, al alba y al atardecer, es fácil comprender la espiritualidad con que el Titicaca cautivó a tantos y tantos pueblos a lo largo del tiempo.

Sus descendientes siguen venerando estas aguas con manifestaciones folclóricas y religiosas que gustan a cuantos turistas se animan a llegar a estas altura para descubrir el lago Titicaca.

¿Cómo llegar al lago Titicaca?

Imagen| Ruta Verde Tours

Desde Bolivia

Tomando un autobús desde La Paz se puede llegar al lago Titicaca. El trayecto dura dos horas aproximadamente hasta el estrecho de Tiquina, donde luego se embarca a la Isla del Sol.

Desde Puno

Tomando un autobús desde Lima también se puede llegar hasta el lago Titicaca en un recorrido con dos paradas. Una hasta Arequipa (16 horas) y otra hasta Puno (5 horas y media). El recorrido es muy largo por lo que casi es más aconsejable viajar en avión ya que el tiempo se reduce en 1 hora y 40 minutos hasta Juliaca y en otra hora en autobús hasta el lago Titicaca.

Actividades en el lago Titicaca

Además de dar rienda suelta a la fotografía, el lago Tititaca es un lugar estupendo para practicar deportes acuáticos como el buceo, el remo o el velero. También se puede hacer trekking o ciclismo para admirar los increíbles paisajes andinos.

Recomendaciones para viajar al Titicaca

  • El clima en el lago Titicaca es frío y semiseco. Se aconseja llevar ropa de abrigo impermeable, gafas oscuras, protector solar y labial para evitar quemaduras en el rostro y los ojos.
  • Si durante la visita al lago Titicaca queremos conocer también las islas Taquile o Amantí tendremps que hospedarnos en alguna casa de los propios habitantes ya que allí no hay hoteles. Como un gesto de agradecimiento, se recomienda obsequiar a la familia que os acogerá con un regalo.
  • Unas baterías extra para la cámara de fotos será una buena idea para no tener que recargarla constantemente. A veces no hay enchufes cerca.
  • El lago Titicaca se halla a 3.800 metros de altitud por lo que es conveniente tener una buena preparación física a la hora de hacer esta excursión. Una buena preparación y algunos ejercicios cardiovasculares nos ayudará a respirar sin dificultad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *