Parque natural Arribes del Duero

Arribes del duero

El parque natural Arribes del Duero es un espacio protegido situado en la comunidad autónoma de Castilla y León, situado junto a la frontera con Portugal. Se encuentra entre dos provincias, la de Salamanca y la de Zamora. En la parte portuguesa este parque ya estaba protegido en 1998 con el nombre de Parque Natural del Duero Internacional. En la zona española se protege en el año 2002.

El término arribes viene del latín ad ripa-ae, que significa orilla. Este parque natural está formado por el curso de varios ríos, como el Agueda, Duero, Huebra, Tormes, Uces y Esla. Esta palabra se refiere a las formas rocosas de las orillas que se forman por el paso del agua. Es un entorno natural en el que tenemos muchas cosas que hacer y que ver.

Rutas en los Arribes del Duero

Arribes del Duero

En este parque natural hay muchísimas rutas de senderismo que se pueden hacer, algunas bastante cortas y otras largas. La gran mayoría discurren por las zonas más llanas, por lo que no entrañan gran dificultad. Las que se acercan a los arribes propiamente dichos son las que cuentan con más altitud en algunos puntos. La ruta GR-14 y la GR 14 1 es la que recorre el parque de norte a sur en unos 200 kilómetros, uniendo pueblos, pero se pueden hacer algunas partes u otras rutas más pequeñas. Todo está señalizado y simplemente debemos respetar el entorno natural y las indicaciones que hay.

Arribes del Duero

El Sendero de las Merchanas es una ruta que recorre nueve kilómetros y que se puede hacer con niños. En este recorrido circular se pueden ver los castros y seguir una muralla de mampostería. La ruta Salcelle-Aldeadavila cuenta con 30 kilómetros y es muy recomendada por la belleza de los paisajes. Hay varios miradores cerca del río para ir contemplando los arribes.

La ruta de Cola de Caballo tiene una distancia de 9 kilómetros y en ella se puede ver la Cascada de la Cola del Caballo. También se puede ver la desembocadura del río Uces en el Duero, por lo que es una ruta pequeña pero con puntos de interés. En la ruta de Pereña al Mirador del a Ermita se recorren seis kilómetros en los que se pueden ver los cañones de los ríos y también se va hasta la Ermita de Nuestra Señora del Castillo con vistas al Duero y al Monte Berrocal. El recorrido de Mieza a Cerezal es de 70 kilómetros y está pensado para bicicletas. Estas son solo algunas de las muchas rutas que se pueden seguir en Arribes del Duero.

Pueblos en el parque

Pueblos en Arribes del Duero

Dentro del parque natural no faltan pequeños pueblos con encanto que tienen un modo de vida tranquilo. Algunas rutas discurren entre ellos pero siempre podemos visitarlos llegando en coche.

Ahigal de los Aceiteros es un pequeño pueblo cuya principal actividad es la producción de aceite. En este pueblo hay una iglesia con un antiguo retablo del siglo XVIII creado por Felipe Cervera, que fue alumno del famoso Churriguera.

Arribes del Duero

Aldeadávila de la Ribera fue llamada por Unamuno como el corazón de las Arribes y es como se le conoce. En esta población se puede visitar el Museo de Ecoturismo las Majadas Arribeñas en donde se puede conocer la forma de vida de los cabreros. El Picón de Felipe es el mirador del pueblo desde el que se ve el río y la presa. Este pueblo también cuenta con su propia playa artificial en la que se puede hacer piragüismo o subirse a los cruceros. En el parque también se pueden ver otras poblaciones como Argañin con la iglesia de San Bartolomé, Barruecopardo, Bermellar con el puente sobre el río Huebra y los castros celtas, Cabeza del Caballo o Fariza.

Miradores

Mirador en el parque

Existen muchos miradores situados en este parque natural, algunos situados en las rutas de senderismo y otros a los que se puede acceder en coche. El Mirador El Torojón se encuentra en el pueblo de Fermoselle, con estupendas vistas sobre el pueblo y Arribes del Duero. Esta población también tienen el mirador El Castillo. El Mirador Las Fallas se ubica en el centro de Villarino de los Aires, en donde también está el Mirador del Duero, con un merendero para descansar. El Mirador El Salto está cerca de Saucelle, para poder ver los Arribes y la presa. El Mirador Penedo Durao está en Freixo, en Portugal, y cuenta con las mejores vistas al parque natural.

Cruceros fluviales

Cruceros fluviales

Una de las experiencias que más se recomienda en los Arribes del Duero es realizar un estupendo crucero fluvial para disfrutar de esos cañones y de unas vistas privilegiadas a ellos. Los cruceros se pueden tomar desde varios puntos. El crucero de Fermoselle parte de Bemposta en Portugal. El crucero ambiental Arribes del Duero sale de la Estación Biológica Ambiental de Miranda do Douro  y es uno de los más recomendados. El crucero fluvial Vilvestre se sitúa en la zona de la Barca, a pocos kilómetros de Vilvestre. Estos son los tres puntos para poder ver estos paisajes en un crucero fluvial.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?