Qué ver en Basilea, Suiza

Basilea

La ciudad de Basilea es una de las más pobladas de Suiza, siendo la segunda en importancia tras la ciudad de Zúrich. Esta ciudad hace frontera con Francia y con Alemania y cuenta con un puerto de navegación fluvial por el Rin. Se trata de una ciudad que también es bastante turística, pues cuenta con una gran amplitud y con algunos puntos de interés.

Vamos a ver cuáles son los lugares que podemos ver en la ciudad suiza de Basilea, una ciudad cuya historia ya se remonta a los asentamientos celtas del siglo IV a. de C. Esta ciudad puede convertirse en un excelente lugar para realizar una escapada en la que disfrutar de historia y de lugares interesantes.

La Catedral de Basilea

Catedral de Basilea

La catedral de Basilea, llamada también Basler Münster es uno de sus edificios más importantes. Se trata de una catedral que fue reconstruida en el siglo XIV tras un terremoto. Esta catedral destaca por tener un material rojizo que le da un aspecto peculiar, frente a las típicas catedrales en piedra. Además, dispone de dos altas torres de sesenta metros que ofrecen unas estupendas vistas de la ciudad. Esta catedral no solo se puede ver por fuera, sino que también es posible verla por dentro. En Suiza nos llamará la atención el hecho de que las iglesias cuentan con poca decoración, siendo bastante sobrias. En esta catedral se encuentra también la tumba de Erasmo de Róterdam y en ocasiones se celebran conciertos dentro de la catedral. En la parte de atrás de la ciudad es posible disfrutar de un mirador en el que hay unas magníficas vistas del río Rin y de la parte nueva de la ciudad. En la zona frontal nos encontramos con la plaza Münsterplatz, que dispone de unas adorables casas que ofrecen un bonito conjunto a los visitantes.

Descubre el río Rin

El río Rin es uno de los puntos de interés de la ciudad, en donde es posible disfrutar de paseos en las dos orillas. Una de las más interesantes es la orilla de la zona vieja. En verano es posible ver a mucha gente bañándose en el río, algo curioso. Además, es posible realizar un pequeño crucero en barco por el río Rin disfrutando de las vistas a las orillas y a las dos zonas de la ciudad, puesto que el río separa la zona antigua de la nueva. En esta zona también encontraremos numerosos bares que le dan ambiente por las noches y el fin de semana.

Steinenvorstadt, su calle más animada

Calles de Basilea

Esta calle es el lugar de ocio ideal, puesto que se trata de la conocida como calle del cine, porque es aquí en donde se encuentran los cines de la ciudad. Pero en ella también es posible encontrar restaurants, bares y ricas heladerías. Por eso es una de las zonas que pueden ser perfectas para ver si viajamos con niños, ya que estarán bien entretenidos.

Ayuntamiento de Basilea

Basilea

Si lo que deseas es ver un edificio típico con el estilo de Basilea, entonces puedes pararte a admirar su Rathaus o ayuntamiento. Este edificio  que ya cuenta con medio siglo destaca por su color rojizo con toques dorados. Destaca por una torre, un bonito balcón que sobresale en la fachada y también por esos increíbles tejados de colores que se ven en algunas ciudades europeas.

Altstadt, el casco antiguo de la ciudad

Una de las zonas más bonitas de la ciudad es su casco antiguo, en donde se encuentran edificios históricos como el ayuntamiento o la catedral. Un plan ideal consiste en caminar por la zona antigua sin prisas, disfrutando de las calles adoquinadas y de las pequeñas casas tan pintorescas y típicas. Asimismo, en esta zona podremos encontrar algún lugar en el cual tomar una cerveza artesana tranquilamente.

Kannenfeld Park, un lugar para relajarse

Kannenfeld park

La ciudad de Basilea, como muchas otras urbes europeas, es un lugar que tiene muchos espacios verdes que la hacen más habitable. Uno de ellos es el Kannenfeld Park, un gran parque al que suelen acudir las familias para hacer barbacoas y comidas al aire libre. En este parque hay zonas de ocio para niños y también mesas de ping pong. Un lugar perfecto en el cual relajarse.

Mercadillo en Marktplatz el fin de semana

En Marktplatz se encuentra el mercadillo de la ciudad, pero solamente los fines de semana. Si coincidimos con este mercadillo, es el lugar perfecto para poder saborear productos típicos, verduras, frutas frescas y en donde comprar flores frescas. Un espacio para ver el toque más auténtico en la ciudad.

Fuente de Tinguely

Fuente en Basilea

Esta fuente es muy curiosa, puesto que cuenta con formas de hierro que entran en movimiento con la fuerza del agua. Es una fuente muy bonita y realmente peculiar que suele ser un punto para fotografiar en la ciudad. Además, en la ciudad suele haber una gran cantidad de fuentes y parques, lo que la hace todavía más bella.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?