Río de Janeiro (Brasil): una escapada a las famosas Islas Tropicales

Ilha Grande en Brasil

Brasil posee un encanto exótico que atrae a todo el mundo. Es su cultura vibrante, sus asombrosos espacios naturales o las postales famosas que todos hemos visto de Ipanema y otros bellos rincones lo que hace que deseemos hacer una gran escapada a este país. Más allá de los iconos inconfundibles de Río de Janeiro o de las playas de Brasil, hay excursiones y tours que pueden resultar muy interesantes.

En esta ocasión nos vamos a centrar en uno de esos lugares que pueden no ser tan conocidos, pero que van adquiriendo importancia a medida que la gente los va descubriendo. Las Islas Tropicales están en la Bahía de Sepetiba, cerca de Río de Janeiro, por lo que, una vez que ya hayamos visto toda la ciudad y los lugares emblemáticos, podemos sumergirnos en los preciosos lugares que nos aguardan en la costa de Brasil.

Excursión por las Islas Tropicales

Barco en isla tropical de Brasil

Una de las excursiones más recomendadas en la ciudad carioca es una escapada a las Islas Tropicales. Estas llamadas Islas Tropicales son parte de la Bahía de Sepetiba, un sitio turístico que se halla a sólo 95 Km. al sur de la ciudad de y próxima a la ciudad de Itacuruçá.

Para llegar a este lugar se puede coger un omnibús que te llevará por la autopista Río-Santos en dirección a San Pablo. Llegando al puerto de Itacuruçá es posible encontrar una costa de aguas verdes y tibias rodeadas de una abundante vegetación. Allí se halla la pequeña y tranquila ensenada de la Bahía de Sepetiba que alberga las apacibles Islas Tropicales, un lugar excelente para los que quieran disfrutar de del mar y la naturaleza y relajarse durante su estancia en Río.

Es en este punto en el que el viajero se embarcará en una goleta, llamada allí saveiro, para disfrutar de la bahía. La navegación se realizará atravesando por las tranquilas aguas de la Restinga de Marambaia. La embarcación hará algunas paradas para que los visitantes puedan zambullirse en las aguas claras de la bahía, y también para tomar un rico almuerzo y aperitivos.

Estas excursiones se han popularizado mucho, y es que hoy en día la zona de Itacuruçá, además de continuar siendo una aldea de pescadores, es un lugar que cada vez cuenta con más importancia turística. Al visitar Itacuruçá, podremos disfrutar de un lugar en el que se pescan a diario moluscos y peces. Además, hay muchas playas interesantes en la zona, como Coroa Grande, Muriquí o Sahy.

Visitando Paraty

Paraty en Brasil

Una vez hayamos disfrutado de estas típicas excursiones por las Islas Tropicales, podemos sumergirnos en otros lugares cercanos que también nos aportarán grandes cosas en esas vacaciones. Paraty es un pueblo muy pequeño y cercano, en la bahía de Sepetiba. A él se puede llegar en barco o en transporte público.

El pueblo de Paraty se encuentra en un marco natural, igual de tranquilo que Itacuruçá. Desde la bahía ya se pueden apreciar las casas o la iglesia de estilo barroco, siendo todo el pueblo uno de los grandes legados de la época colonial que se conserva en muy buen estado. Por eso ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad. Se puede pasear por sus callejuelas pavimentadas, que son solamente peatonales. Además, desde aquí se organizan muchas excursiones, para poder ver los alrededores.

Muy cerca hay varios parques nacionales que ofrecen espacios naturales increíbles e interesantes rutas y poblaciones. Tienes Sierra de Bocaina, Serra do Mar, Saco de Mamangua entre otros. Desde el pueblo se hacen también pequeños tours para conocer espacios cercanos, como puede ser la bonita Praia do Sono o la aldea de pescadores de Ponta Negra.

Llegamos a Ilha Grande

Feiticeira en Brasil

Esta gran isla es otro de los lugares cercanos a esta zona de Sepetiba, y constituye una interesante excursión. Para llegar a ella hay que hacerse a la idea de que será necesario utilizar un barco. Este se puede coger desde diferentes puntos de la costa. Desde la ciudad de Mangaratiba, desde Angra dos Reis o desde la conocida Paraty, de la que ya hemos hablado. Hay barcos que salen con horarios fijos para visitar Ilha Grande, en la que hay hoteles y otros alojamientos, pero no se permite la acampada libre.

Uno de los deportes que más se buscan en esta isla es el trekking, ya que hay muchas rutas de senderismo señalizadas. No obstante, lo más sensato y seguro es contratar excursiones para tener guías que nos lleven por los senderos, ya que algunos se adentran en las zonas boscosas y pueden confundir a  los menos expertos. También es una isla ideal para los aficionados a los deportes acuáticos, ya que en sus aguas claras se puede practicar snorkel y buceo.

Hay lugares muy especiales por descubrir dentro de esta isla. La Cachoeira da Feiticeira o Cascada de la Hechicera es una de ellas. Para llegar a ella hay que seguir una ruta de senderismo de dificultad media desde la playa da Feiticeira. Llegaremos a una cascada de 15 metros de alto, un salto de agua entre árboles y una espesa vegetación que resulta totalmente espectacular. Uno de los deportes que más se practica es el rappel, que es el descenso por las rocas de la cascada con el equipo adecuado, solo para aventureros.

Pico do Papagaio

Otra de las excursiones que pueden marcar la diferencia a la hora de visitar esta isla es la del Pico do Papagaio. Esta es la segunda montaña más alta de la isla, y ofrece unas vistas panorámicas a toda la bahía, desde donde podemos ver otras islas y el continente. Sin embargo, aquí sí que se recomienda a todos los que vayan que lo hagan con guías ya que el camino puede llegar a confundirse, y las rutas equivocadas pueden llevar a zonas del bosque en el que muchos turistas han llegado a perderse. Y desde luego ya podéis olvidaros del móvil, porque allí arriba tampoco hay cobertura, de ahí la importancia de llevar a alguien que conozca bien el camino, aunque las vistas bien valen la pena.

¿Quieres reservar una guía?

Categorías

América, Brasil

Susana Garcia

Licenciada en Publicidad, me gusta escribir y descubrir nuevas historias y lugares desde que tengo uso de razón. También me podéis encontrar en... Ver perfil ›

2 comentarios

  1.   javier dijo

    Me gusta el post, lo he mirado en google, el destino es genial.

  2.   luis dijo

    Tiene que ser increible perderse ahí durante diez días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *