Traje típico de Nicaragua

Los trajes típicos de cada país o de cada región dentro de un país nos hablan del territorio, sus costumbres y sus tradiciones. Y cuando uno habla de América Latina estos trajes adquieren inmediatamente colores vivos y mucha alegría.

Un buen ejemplo es el traje típico de Nicaragua, un país de mucha tradición, de clima tropical y de un estilo de vestimenta tradicional muy pintoresco.

Nicaragua

La República de Nicaragua es un país de Centroamérica cuya capital es Managua. Está en el hemisferio norte, entre el ecuador y el Trópico de Cáncer, y tiene una superficie aproximada de 130.370 kilómetros cuadrados. Es así es el país más grande de América Central.

Este territorio ya estaba habitado por numerosos pueblos precolombinos antes de la conquista española en el siglo XVI. Después de un trajín político el país ganó su independencia en 1838. Es un bello país tropical, con actividad volcánica y lagos preciosos.

El traje típico de Nicaragua

Como suele suceder, no hay un único traje sino que hay varios y todos ellos nacieron de la mano de festejos y celebraciones de otras épocas, eventos a los que la gente acudía muy vestida. Mientras algunos de estos bailes todavía hoy tienen lugar otros se han perdido en la noche de los tiempos. Los que sobrevivieron forman parte del folclore nacional y a ellos están sujetos muchos de los trajes típicos que veremos.

Para empezar, hablaremos de la danza conocida como Las Inditas. Es el baile típico de las fiestas tradicionales de Masaya y tienen que ver con la laboriosidad de la mujer del campo. El baile lo protagoniza una o muchos bailarinas, tanto aficionadas como profesionales, al son de la canción conocida como «el baile de las inditas». Estas bailarinas se visten con un traje blanco entero, con un rebozo rojo carmesí, un fustán, el pelo peinado en trenzas y decorado con flores y una canasta en la mano.

Otro baile popular es el Baile del Zopilote, oriundo de la costa del pacífico sur, Diriomo, Diriá y Masaya. Con la canción «El zopilote murió», interpretada por un grupo filarmónico, los bailarines salen a escena y se mueven con soltura. Hombres y mujeres que en sus movimientos representan la muerte y entierro de este personaje medio villano, caracterizado en esta ave carroñera.

El traje tradicional del zopilote es, entonces, negro con una máscara de ave, mientas que las mujeres llevan el vestido folclórico tradicional de color naranja, con flores en el pelo y un rebozo negro.

También de la zona del Pacífico, de Masaya, es el traje de Trencilla, muy hermoso, y que es usado por cualquier mujer que baile marimba. No es que tiene que sonar una canción particular, mientras sea una marimba se puede una poner este vestido. ¿Y cómo es? Se trata de un vestido que deriva de la ropa de trabajo típica de las mujeres indígenas o mestizas: es blanco y tiene decoraciones en trencillas coloridas, se lleva rebozo rojo o negro y en la cabeza las mujeres usan trenzas y flores y en las orejas hermosos aretes.

Hay también un traje conocido como «traje del mestizaje», oriundo de la zona del pacífico de Nicaragua. Hay uno para el hombre y otro para la mujer y son de típica influencia española. El hombre usa un pantalón abombado , debajo medias blancas, zapatillas en los pes, una camisa blanca con una capa de color oscuro y decorada con lentejuelas y un sobrero con ala doblada al frente que lleva una flor roja y varias tiras coloridas.

La mujer, por su parte, tiene una falda estrecha y de lentejuelas, el «traje de india lujosa», con un abanico de plumas en la mano y un sombrero repleto de plumas. Con semejantes vestidos esta danza es sensual, de galantería, de cortejo del hombre hacia la mujer, siempre al son de la misma marimba: el mate amargo.

El último viernes de octubre, en Masaya, tienen lugar las fiestas patronales de San Jerónimo. Entonces se hacen presentes muchos grupos de danzas folclóricas y se baila Los Agüizotes, un baile con muchos bailarines disfrazados de personajes de mitologías y leyendas del folclore de Nicaragua.

Estos disfraces son de factura simple, de tela, de cartón, con una gran diversidad de materiales. Le dan vida entonces a la llorona, la bruja, la cegua, el padre sin cabeza, la muerte, la vieja del monte, etcétera.

En la zona del norte del país aparece el traje norteño del campesino que se luce en un baile también muy galante. En este baile el hombre seduce a la mujer trabajadora con una música muy avivada, tipo polca.

00Hay dos personajes, hombre y mujer: la mujer tiene una falda apretada con camisa de mangas largas, un pañuelo en la cintura y otro en la cabeza, aretes en las orejas y en las manos una olla de barro. El hombre, por su parte, viste una camisa blanca o de un color claro, un pantalón largo y blanco, un jícaro de agua, un sombrero y un pañuelo en el cuello.

Un traje mestizo es el traje de güipil, bien sencillo y simpático: es una camisa de manta, simple o bordada, con una enagua larga con volados bordados. El conjunto suele ser blanco, pero también puede ser negro. Se lleva con un pañuelo en la cintura, flores en la cabeza y trenzas. La blusa tiene cuatro orificios que parece representan los cuatro puntos cardinales: uno en cada hombro, otro en la espalda, uno en el pecho.

Las mujeres bailarinas no tienen zapatos, a veces llevan abanicos de mano, un rebozo. El hombre lleva una camisa y un pantalón muy simple, de color blanco, con un sombrero de pita. Es en verdad un traje muy popular.

Si hay un traje colorido es el traje de la Vaquita, propio de Managua. Este traje nace en las fiestas patronales de la capital nicaragüense, en las procesiones de Santo Domingo. Es un traje algo raro porque tiene un aro en la cintura, grande, que se decora con telas coloridas que lo hacen asemejar a una falda. También se le pone una imagen o pintura con la cabeza de una vaca, de ahí la vaquita, con cuernos.

Estos son algunos de los trajes típicos de Nicaragua. Lo cierto es que cada zona del país tiene sus ejemplos. Si hablamos de la costa caribeña del sur veremos un sincretismo entre las culturas africana y caribeñas, en el baile del palo de Mayo, por ejemplo, muy sensual, donde las mujeres llevan hoy faldas cortas y el huipil o güipil, la popular blusa nacional. Masaya es otro departamento que hemos nombrado varias veces y de allí provienen mucho de los trajes que hemos reseñado, pero las zonas centrales también ofrecen lo suyo y lo mismo el norte.

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

bool(true)