Tres de los pubs más raros e históricos de Londres

Londres es una de las mejores ciudades de Europa a la hora de salir de bares. Aquí la cultura del alcohol es tremenda y los pubs se llenan de gente dispuesta a beber y beber, charlar y charlar. Tal vez los ingleses no tengan fama de ser divertidos y sociales, esa fama la tienen los irlandeses, pero visitar un pub inglés es algo que no podéis dejar de hacer de vacaciones en Londres.

Hay infinidad de pubs así que resulta difícil hacer una lista de los más recomendables. Cualquiera de estas listas es muy personal, pero hoy os propongo hacer una simple elección entre los pubs más raros de Londres. Se trata de tres pubs con historia, así que si vais de viaje a Londres tal vez os interese conocerlos:

The Star Tavern

Uno de los robos más famosos de Inglaterra y del mundo entero se gestó en este pub londinense. Hablo del Gran Robo al Tren, pero en realidad el pub ha sido el lugar de encuentro de políticos, mafiosos y ladrones durante mucho tiempo. Y hay que ver si no sigue siéndolo.

Los orígenes de este pub inglés se remontan al siglo XIX. Fue construido para relajar a los sirvientes de las elegantes mansiones del barrio de Belgravia. En los años ’60 pasó a manos de un jugador llamado Paddy Kennedy que ganó fama de ser un tipo rudo con sus clientes. Pero incluso con su rudeza no perdió visitantes sino que los ganó y la gente no dejó de llegar desde todos los rincones de la estamentada sociedad inglesa y también del mundo entero.

Entre los clientes más famosos de The Star Tavern se cuenta la misma hermana de la Reina Isabel II, la fallecida Princesa Margarita, conocida por ser una de las primeras celebrities party de la historia, y el prestigioso y algo borrachín actor inglés, Peter O’Toole. Y además, han pasado dobles agentes, policías y políticos varios.  Un caso controvertido en la política inglesa, conocido como el Affaire Profumo, también le dio protagonismo al pub cuando el Secretario de Guerra Jhon Profumo se relacionó con una joven aspirante a actriz llamada Christine Keeler. Un escándalo que lo obligó a renunciar… Como veis, de nobles a plebeyos el espectro ha sido y sigue siendo amplio.

Y finalmente, claro, el famoso Gran Robo al Tren de 1963 también se gestó aquí: una banda de ladrones asaltó un tren postal en Buckinghamshire llevándose 2.6 millones de libras de entonces. Si visitáis la propia página web del bar allí está toda la historia. Los años agitados del pub han terminado pero con tanta historia realmente vale la pena entrar y tomarse una pinta. Lo encontráis en el número 6 de Belgrave Mews West, Londres.

The Cockpit

Este pub inglés tiene una larga historia relacionada con la pelea de gallos, actividad sangrienta si las hay pero que supo ser muy popular en Inglaterra y Gales a mediados del siglo XIX. Pero su historia es más antigua todavía ya que en el local ha funcionado un pub desde el siglo XVI.

La pelea entre gallos, algo popular en otra época, fue prohibida por un acta oficial, el Acta contra la Crueldad hacia los Animales de 1853 en todos los territorios británicos. No se trataba solo de que las aves se picotearan un rato con furia, se les colocaba cuchillos o agujas en las patas así que cada asalto resultaba sangriento. A su alrededor la gente vitoreaba hasta que una de las dos aves moría en el ring.

Por supuesto que en este pub inglés ya no hay gallos peleando. Durante un tiempo las huellas de ese deporte se taparon pero de un tiempo a esta parte ese legado histórico se ha descubierto y aprovechado turísticamente hablando. Hoy ingresáis y a pesar de las pantallas de TV transmitiendo los partidos de la Liga Inglesa de Fútbol, ese pasado está a flor de piel. Si os interesa conocerlo está sobre el 7 de St. Andrew’s Hill.

The Dove

Esta taberna inglesa fue fundada a comienzos del siglo XVIII y supo nuclear y atraer a personalidades del mundo literario. Parece que varias obras gloriosas de las letras inglesas han nacido bajo su luz y al amparo de sus cervezas. Sus dueños incluso supieron incursionar hace más de un siglo en el negocio de la imprenta de libros.

A mediados del año ’54 el pub fue incluido en la Lista de Patrimonios Nacionales Ingleses, después de funcionar de manera ininterrumpida por décadas, atravesando un par de siglos. Y siguen abiertas sus puertas. Si vais con buen tiempo podréis sentaros en la terraza sobre el río y sentiros un londinense más. Y sigue siendo un sitio visitado por políticos, actores y escritores.

La fama de este pub inglés no solo tiene que ver con la clientela, el edificio también es muy bonito y el salón al lado de la barra figura en el Libro Guiness de los Récords como el salón de bar más pequeño del mundo entero. Si os dais una vuelta veréis la placa que marca a qué punto llegó el agua del río en la feroz inundación de 1928, pero también podréis disfrutar de excelente comida, sabrosos vinos y finas cervezas ales. Este pub está situado sobre el 19 de Upper Mall, en Hammersmith, Londres.

Cada uno de estos tradicionales pubs ingleses tiene su propio sitio web así que os propongo que os deis una vuelta por ellos antes de visitarlos en persona. Siempre es interesante saber, conocer donde estamos y cual es la historia del lugar. Hasta podemos conocer el menú, los precios, qué conviene pedir y a qué hora conviene darse una vuelta.

Por supuesto que estos tres no son los únicos pubs en Londres, ya dije que hay muchísimos otros, pero estos son tres pubs históricos que me parecen muy interesantes y muy atractivos . especialmente para todos aquellos que hacen del tiempo en un pub, en un bar, grandes capítulos de su vida. Ya lo sabéis, apuntad sus nombres y direcciones para incluirlos en vuestra próxima visita a la capital inglesa.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*