Vejer de la Frontera

Vejer de la Frontera es un precioso pueblo de la provincia de Cádiz. Buena parte de él se encuentra sobre un cerro cortado por el río Barbate, lo cual le brinda extraordinarias vistas tanto de la comarca de la Janda como de las cercanas playas de la costa gaditana.

Si decides visitar Vejer de la Frontera encontrarás uno de los más bonitos pueblos blancos de su zona. Pero también un buen patrimonio monumental, una exquisita gastronomía y agradables baños en el océano Atlántico en la cercana playa de El Palmar. Si quieres conocer mejor Vejer de la Frontera, te animamos a seguir leyendo.

Qué ver en Vejer de la Frontera

La localidad gaditana ha sido declarada Conjunto Histórico Artístico y forma parte de la red de Los Pueblos más Bonitos de España, todo lo cual te dará idea de los monumentos que puedes encontrarte en Vejer. Vamos a mostrártelos.

La muralla

La villa gaditana conserva buena parte de su antigua muralla, construida en el siglo XV. Se extiende a lo largo de unos dos kilómetros y cierra una superficie de cuatro hectáreas. Si la recorres, también verás las puertas que servían de acceso a Vejer. Entre estas, los arcos de la Villa, de Sancho IV, de Puerta Cerrada y de la Segur.

Pese a coincidir en nombre, el baluarte de la Segur nada tiene que ver con esta última puerta, sino con la de la Villa, que era la principal. Por ello, se realizó ese baluarte defensivo con la intención de controlar la entrada a Vejer.

La puerta de la Segur

Puerta de la Segur

Asimismo, la muralla conserva dos torres. La del Mayorazgo o del Homenaje conserva una espadaña perteneciente a una capilla desaparecida y te ofrece maravillosas vistas de la desembocadura del río Barbate. Por su parte, la torre de la Corredera servía para vigilar y también para comunicarse con Medina Sidonia a través de señales.

El castillo de Vejer de la Frontera

Es el otro gran símbolo de la villa gaditana. Su construcción data del siglo XI y domina la localidad desde su parte más alta. Consta de dos patios, el principal y el de armas, así como murallas almenadas y una puerta de herradura enmarcada por un alfiz. En el siglo XIV sirvió como residencia al duque de Medina Sidonia, señor de Vejer.

La iglesia del Divino Salvador

Es un templo de planta basilical construido, probablemente, sobre los restos de una antigua mezquita. Fue edificado entre los siglos XIV y XVI por lo cual tiene una parte de estilo gótico mudéjar y otra gótico-tardía. En sus naves laterales puedes ver tres capillas. Pero en el interior destaca principalmente el altar mayor, obra del escultor Francisco Villegas y realizado en el siglo XVII.

La ermita de Nuestra Señora de la Oliva

También fue construida sobre los restos de otro templo, en este caso de una ermita visigoda. Se edificó en el siglo XVIII y destaca por su fachada encalada de color blanco, rasgo común a prácticamente todo el pueblo. Como su propio nombre indica, alberga una talla de la Virgen de la Oliva, patrona de Véjer.

Convento de las Monjas Concepcionistas

Fundado en el siglo XVI por don Juan de Amaya como lugar de enterramiento para él y su esposa, destaca por su fachada renacentista, la cúpula que corona su altar mayor y las criptas de tipo abovedado donde reposan sus fundadores. Actualmente, es sede del Museo de Costumbres y Tradiciones de Vejer.

La ermita de Nuestra Señora de la Oliva

Ermita de Nuestra Señora de la Oliva

La casa del Mayorazgo

Adosada a la torre del mismo nombre de la que ya te hemos hablado, es una casona solariega edificada en el siglo XVIII. Puedes visitar sus dos patios interiores, pero ten en cuenta que está habitada por lo que es mejor que pidas permiso para hacerlo.

El palacio del Marqués de Tamarón

También es una casa solariega del siglo XVIII, pero en su caso junto al arco de la Segur. No obstante, te ofrece otro atractivo: alberga el Museo de Historia y Arqueología de Vejer. Consta de trece salas, ocho de las cuales están destinadas a objetos arqueológicos hallados en las cercanías de la localidad, mientras que tres están destinadas a bellas artes.

La plaza de España, centro neurálgico de Vejer de la Frontera

Su existencia se remonta al siglo XVI, cuando la localidad salió de su recinto amurallado. Ya en el XX se construyó en su centro una preciosa fuente de azulejos sevillanos. También se la conoce como «plaza de los Pescaitos».

Los molinos de viento

Llamará tu atención encontrarte en pleno núcleo urbano de Vejer varios molinos de viento. Debido a la fuerza que este tiene en la zona, son de estilo cartaginés, más robustos que los típicos de La Mancha.

El acueducto de Santa Lucía

Construido en el siglo XVI, se halla en el Núcleo Rural de Santa Lucía, declarado Monumento Natural por su frondosa vegetación, resultado de la abundancia de agua en esa zona.

La plaza de España

Plaza de España

Alrededores de Vejer de la Frontera

Precisamente también te ofrece la localidad gaditana un precioso entorno. Lo conforman el Parque Natural de la Breña y Marismas del Barbate, con zonas como monte Quebradas o Peña Cortada, el citado Núcleo Rural de Santa Lucía y el manantial de La Muela.

Pero, si prefieres la playa, también te la ofrece Vejer. Concretamente dos, la de Mangueta, declarada espacio protegido, y la de El Palmar, donde también puedes ver una antigua torre de vigilancia costera.

Cuándo es mejor viajar a Vejer de la Frontera

La villa gaditana se encuentra a unos doscientos metros sobre el nivel del mar. Presenta un clima suave, con inviernos agradables aunque más lluviosos que los veranos. Por su parte, estos últimos son calurosos pero no sofocantes.

En líneas generales es un clima muy agradable. La única molestia que puedes encontrarte es el viento de Levante, que a veces sopla durante varios días. En cualquier caso, las mejores épocas para que visites la localidad son la primavera y el verano. Además, las principales fiestas de Vejer tienen lugar en esos periodos: la Feria de Primavera y la Velada de Nuestra Señora de la Oliva.

Cómo llegar a Vejer de la Frontera

La villa se encuentra a unos cincuenta y cinco kilómetros de Cádiz y a unos ciento sesenta de Sevilla. Desde ambas ciudades tienes autobuses que paran en Vejer. Pero, si prefieres viajar en tu propio coche, la carretera que debes tomar es la A-48 y coger la salida 36.

La playa de El Palmar

Playa de El Palmar

Si viajas desde más lejos, tienes un aeropuerto en Jerez de la Frontera con vuelos regulares a Madrid y Barcelona. Igualmente, las líneas de ferrocarril tienen estaciones en Cádiz y en el propio Jerez.

En conclusión, Vejer de la Frontera es un precioso pueblo blanco de la provincia de Cádiz. Te ofrece un maravilloso entorno natural y muchos monumentos. Si a todo ello le sumas el carácter alegre y amable de sus gentes, tienes todos los motivos para visitarlo.

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*