Madagascar, un paraíso con aroma a vainilla

madagascar

Si te gusta la aventura y no temes los desafíos, si te gusta salir de tu zona de confort y sentir que realmente conoces el mundo, ¿no te apetece conocer Madagascar? Es una isla diversa, todavía poco conocida, poco explorada, única, especial y muy hermosa.

También es una isla con aroma a vainilla porque por siglos se ha dedicado al cultivo de esta aromática especia. Aquí puedes nadar bucear, hacer snorkel, pasear en canoa, en bote, recorres prístinas playas y aldeas alejadas del mundanal ruido…

Madagascar

nosy-iranja-madagascar

Es una república insular que está en el océano Índico, sobre la costa del sudeste de África. Es una isla grande, la cuarta isla más grande del mundo, y algunas islas alrededor. Se separó del supercontienente Gondwana hace 88 millones de años así que casi la totalidad de su fauna y flora no existe en otra parte del planeta. ¡Imagina eso! Su biodiversidad es maravillosa.

Tiene unos 5 mil kilómetros de costa, a veces angosta y con acantilados, a veces abierta y plana surcada de ríos que desembocan en el océano. La parte costera más poblada es la noroeste, con sus puertos, calas e islotes, y después se vuelve más inhóspito hasta llegar a la costa sur con sus aguas cristalinas, sus aldeas de pescadores y dunas.

madagascar-2

Entre noviembre y abril llueve mucho y hace calor, puede haber ciclones incluso. Entre mayo y octubre está más fresco. La industria del turismo crece poco a poco y la infraestructura sigue siendo pobre y poco desarrollada. Llegar en avión no es barato (Air France domina el espacio aéreo), pero aun así hay alrededor de quinientos hoteles y un centenar de ellos tienen estándares internacionales.

Antananarivo es la capital y está cerca del centro de la isla.

Qué hacer en Madagascar

cruceros-en-madagascar

Primero, puedes hacer cruceros que te servirán para descubrir la increíble biodiversidad de la isla. Te mueves por el mar y las vistas son las mejores. Tocas distintas playas, sientes la brisa marina y ves cosas que difícilmente tus ojos volverán a disfrutar en el futuro.  Al norte hay muchas excursiones posibles que se mueve entre las islas periféricas de la isla principal: las Islas Mitsio, las Islas Perfume, Nosy Mamoko, Baie des Russes, Kisimany, Nosy Iranja o Sakatia o las Islas Radama que son un verdadero paraíso de aguas super transparentes.

Hay todo tipo de paseos en bote disponibles: en piragüa, en velero, en bote a motor, en catamaran, de un día o de más días. La idea aquí es disfrutar de espectaculares atardeceres y noches tachonadas de estrellas.

veleros-en-madagascar

Otra actividad posible es el buceo. Las aguas de Madagascar son un tesoro del submarinismo pues están habitadas por muchas especies de peces coloridos y con nombres raros que se mueven en escenarios de todas formas y colores. Hay mantarrayas, peces payaso, peces unicornios y no faltan los tiburones ballena tampoco. Se puede bucear sobre la costa o en el mar, básicamente en tres grandes zonas: Sainte Marie, Nosey Be y el sudoeste.

En el sudoeste está el tercer arrecife de coral más grande del mundo, sobre la costa de Tuléar. Sobre la costa sur está el famoso arco que marca el contacto con el Índico y es un paraíso para surfistas por las olas que se forman. Baie de Saint Vicent, el arrecife de Andranobe y la bahía de Ifaty son otros grandes destinos de buceo. Por su parte Nosy Be es un sitio de exploración marina supremo, tanto para gente que recién comienza como para busos experimentados.

ille-aux-nattes

Está el Coral Negro con partes que han alcanzado metro y medio de altura, y también están las aguas de Tanihely la mar de coloridas con sus especies marinas. Sainte Marie es el lugar de la îlle aux Nattes, con su laguna y su naufragio para nadar, un paraíso tropical que se ubica sobre la costa este de la isla mayor donde puedes ver ballenas jorobadas y unos atardeceres inolvidables. Hay que ver que nivel de buceo tienes y qué hay para ti, pero básicamente hay de todo para todos.

Hablando de ballenas lo cierto es que Madagascar es un buen destino para observar ballenas. Durante el siglo XIX y parte del XX esta parte del mundo era coto de caza de ballenas aunque desde hace ya 37 años no hay caza y el lugar es un santuario. Las ballenas que están aquí viajan desde la Antártida y pasan todo el verano aquí, dan a luz, comen y deleitan a los seres humanos que se acercan a verlas.

tulear

Si te gusta el windsurf y el surf Madagascar también es para ti: Vinanible, en Fort Dauphin, es un destino de olas grandes bien preparado, con infraestructura, para recibir deportistas. También está Lavanono, a 300 kilómetros de la capital de Madagascar, sede de competencias internacionales. Túlear es genial para los deportes que requieren viento como el windsurf y el kitesurf, y Mahambo tiene instructores, guardavidas y cumple con los estándares del surf internacional. Lo mismo en Baie des Sakalava, cerca de Diego Suarez.

Si te gusta el surf entonces debes ir entre abril y fines de agosto porque a temperatura del aire está entre los 29 y 32 ºC y el agua a unos agradables 25 ºC. No hay viento o muy poco cerca de la costa.

Parques nacionales en Madagascar

parque-en-madagascar

Más allá de los deportes o actividades que puedas hacer aquí la biodiversidad de la isla es la reina del lugar así que tienes seis parques nacionales que son Patrimonio Mundial. Así es. Se trata de seis bosques lluviosos situados al este de la isla: Marojejy, Masoala, Zahamena, Ranomafana, Andringitra y Andohahela.

Son bosques antiquísimos, vitales para la supervivencia y riqueza de la biodiversidad de la isla. Reflejan la historia geológica de esta parte del mundo y son testimonio de una Tierra pasada. Su fauna y su flora se han desarrollado en aislamiento durante los últimos 60 millones de años, una maravilla.

lemures

¿Oíste hablar de los lemures? Son los mamíferos mas representativos de Madagascar y hay tantas especies y subespecies que cuesta hacer un inventario. Pues aquí podrás ver muchos y aprender sobre ellos. Y si te gustan los animales hay unas 285 especies de aves, más de la mitad endémicas (la mejor época para verlos es entre octubre y diciembre), 20 especies de raptores y no faltan en el paisaje esos fantásticos árboles que parecen traídos del espacio exterior, los árboles baobas.

Turismo sostenible y turismo de lujo

turismo-de-lujo-en-madagascar

Son las dos opciones de turismo en Madagascar. Hemos dicho al principio que llegar cuesta caro y que no hay un turismo masivo muy desarrollado así que moverse y hacer cosas aquí suele costar lo suyo.

Hay alojamientos de verdadero lujo que ofrecen atención personalizada, en la costa y en las montañas, pero también se ha desarrollado una veta de turismo sostenible muy interesante, el turismo que ayuda a las poblaciones locales y contribuye a la preservación del medio ambiente. Hay un proyecto así a unos 35 kilómetros de Ambositra que lleva adelante la gente Ngo.

De la mano de este pueblo uno puede visitar el bosque de tapias, un tipo de árbol pequeño cuyas hojas se comen las orugas que producen después una suerte de “seda salvaje” que solo se ve aquí. Con este seda se confeccionan tejidos en la aldea de Soatanana, que también puede visitarse. Otro destino de turismo sustentable es Ambohimahamsina, a 39 kilómetros al este de Ambalavao, con bosques y montañas.

turismo-sustentable-en-madagascar

Las comunidades locales se han abierto al ecoturismo hace diez años: las visitas se hospedan en sus casas, pago mediante, conviven, comparten la vida cotidiana y sus comidas y actividades. Se organizan visitas a los alrededores, a los bosques y montañas y se pueden comprar recuerdos artesanales. Otras opciones son visitar la aldea Malagasy donde trabaja la compañía de homeopatía Homepharma con su centro de salud que ofrece bungalows sobre la costa para quedarse unos días o Anjozorobe, a dos horas de la capital Antananarvo, en el corazón de uno de los bosques mas antiguos.

campamento-saha

Te puedes alojar en el interior del Campamento Bosque Saha, con diez tiendas con terraza privada que miran al bosque. desde aquí puedes hacer fantásticas caminatas para conocer la fauna y flora locales y probar los productos locales como el arroz rojo o el jengibre. Estos son solo algunas de las oportunidades de turismo sustentable, de las tantas, que ofrece Madagascar.

Como ves, hay que tener cierta alma de aventurero pero Madagascar será sin dudas un lugar que jamás pero jamás olvidarás.

¿Te ayudamos con tu viaje?
Si tienes pensado hacer un viaje y necesitas alquilar un coche, reservar un vuelo o una habitación de hotel al mejor precio, aquí podrás hacerlo:
Reservar hotelAlquilar cocheReservar vuelo
Te puede interesar

Escribe un comentario