Cala Mitjana, destino de verano

Otra vez Menorca, otra vez esta isla preciosa con sus playas preciosas se presenta como un destino de verano super popular y recomendable. ¿Todavía no te fuiste de vacaciones? Pues falta todo el mes de agosto así que puedes probar con la Cala Mitjana.

Pasar unos días en Menorca, disfrutar del sol, el calor y las aguas entre celestes y turquesas puede ser el mejor plan para este verano caluroso que todavía no termina.

Menorca y sus playas

Menorca forma parte de las Islas Baleares y es la segunda isla más grande del grupo aunque no la más habitada. Tiene apenas 701 kilómetros cuadrados y sobre su costa hay algunos islotes. Su riqueza natural la ha convertido en Reserva de la Biosfera desde 1993. Su capital es la ciudad de Mahón.

Menorca tiene un pasado antiguo, romano, pero también islámico, cristiano y británico así que con tantas civilizaciones su legado cultural es grande e interesante. Vale recordar que aquí se habla español y catalán, en su variedad menorquín, y que su inclinación hacia el turismo es mucho más reciente que sus vecinas más populares como Mallorca o Ibiza.

Cala Mijtana

Se trata de una bahía pequeña y natural que está sobre la costa suroeste de la isla, dentro del municipio de Ferrerías. Tiene un perfil rocoso, de rocas claras de origen calcáreo, una pequeña superficie de arenas blancas y todo alrededor un bosquecillo de pinos.

Es una de las calas más grandes de la isla, aún siendo pequeña, pero si te resulta muy amplia porque estabas buscando algo más privado al lado tienes la Cala Mitjaneta, a la derecha de la cala principal, super pequeña así que si está ocupada ya no te puedes quedar.

La cala no es otra cosa que la salida al mar del barranco del mismo nombre y vale decir que realmente es muy fácil llegar y que forma parte del grupo de calas vírgenes. El camino que te lleva a esta pintoresca bahía es el mismo que te deja a los pies de la Cala Galdana, vas por ahí, tomas el camino a Santa Galdana (antes de llegar a Ferrererías dirección Mahón desde Ciudadela) y llegas en pocos minutos. Por suerte hay buena señalización.

La Cala Mitjana tiene estacionamiento y si vas en coche lo dejas muy cerca del mar. También puedes ir caminando desde Galdana, en solo 20 minutos llegas caminando y el camino sube hacia un lado y baja hacia el otro cruzando los pinos así que puedes moverte fácil entre dos calas. Este caminito es pintoresco ya que tiene restos de la actividad forestal que solía tener la zona (silos, hornos de cal, etcétera), cada cosa con un panel de información para que sepas qué estás viendo.

La playa está a ocho kilómetros de Ferreries, La Galdana está a poco más de un kilómetro de distancia, la Macarella a tres kilómetros, la Macarelleta un pelín más lejos, la playa de Santo Tomás a cinco kilómetros y medio y la famosa Cala Turqueta de la que hablamos hace unos días dista casi cinco kilómetros.

En el mismo municipio y a mano están las calas Galdana y Trabalúger y la Ets Alocs. Si llegas a la cala desde Ciutadella o desde Maó no es obligatorio entrar en el pueblo de Ferreries y puedes ir hasta Galdana y desde allí a Mijtana desde la rotonda en la carretera. Hasta aquí siempre hablamos de moverse en coche pero a veces, muchas, uno no va con su coche o no alquila uno porque es cara así que… ¿hay transporte público para conocer la playa o no? 

Por suerte sí. En temporada turística hay varios buses que te llevan a la Cala Galdana y que tiene parada muy cerca de la zona de estacionamiento de la Cala Mitjana. Hay autobuses desde Ferreries, desde Maó-Alaior-Mercadal y desde Ciutadella.

Cuando hablamos de la Cala Turqueta hablamos de lo que puedes hacer o conocer en sus alrededores. Con la Cala Mitjana sucede lo mismo. Esta playa está en la etapa 14 del popular camino Camí de Cavalls, entre Galdana y la playa Santo Tomé precisamente. Es la etapa más boscosa del recorrido. Y obvio, siempre puedes caminar hacia otras playas buscando tal vez algo de privacidad.

Un poco más lejos, tras 40 minutos de andar, vas a llegar a la Cala Trabaluger. Se trata de una playa amplia y apartada justamente porque es difícil llegar a ella, pero el río que derrama sus aguas en el mar, el mar azul y sus arenas blancas son una belleza que hay que conocer. En verdad, si no te gusta eso de estar con gente alrededor mi consejo es que camines y camines y llegues hasta aquí porque tienes muchas chances de estar solo o con muy poca gente a tu alrededor.

Puedes llegar desde la Cala Mitjana aunque es mejor hacerlo a pie desde Binigaus. De todas formas todo camino está bien indicado así que no vas a perderte. El camino te va a dar postales hermosas de la Mitjana. ¡No dejes de hacer esta excursión!

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
¿Quieres reservar una guía?

Categorías

Menorca, Playas

Soy Licenciada y Profesora en Ciencias de la Comunicación. Me gusta mucho leer y escribir y los viajes, por lo menos uno o dos por año, son mi pasión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*