Shetland

Islas Shetland

Las islas Shetland son un lugar de ensueño, un punto que no cuenta con turismo masivo, pero que nos ofrece unos paisajes difíciles de olvidar. Estas islas se encuentran en el Atlántico Norte, formando parte de Escocia. Su tiempo es húmedo y fresco durante el verano y frío y ventoso con muchas precipitaciones en invierno, lo que no le resta encanto, puesto que si vamos a estas islas esperamos ver algo tan auténtico como sus paisajes.

Vamos a ver qué nos podemos encontrar en las islas Shetland, un paraíso isleño en donde podremos intuir las raíces vikingas de su historia. Es el punto más al norte del Reino Unido y el que se encuentra más cerca de Noruega y las Islas Feroe. Hay más de cien islas en Shetland pero solo quince están habitadas. Pero vamos a conocer algo más de este interesante lugar.

Qué saber de las islas Shetland

Estas islas cuentan con muchas pequeñas islas, pero como hemos dicho solo quince de ellas están habitadas. La más grande es Mainland, en donde se encuentra la capital, Shetland. Estas islas tienen un clima frío y ventoso, fresco y húmedo en verano, así que nunca vamos a encontrar calor, pero lo cierto es que tampoco hace un frío intenso debido al a corriente del Golfo. Pero siempre se recomienda acudir a ellas con ropa de abrigo y sobre todo ropa que proteja del frío y del viento. La mejor época sin duda es el verano, cuando las temperaturas son más suaves. Pero en invierno, aunque tienen pocas horas de luz, hay otros alicientes, como los festivales vikingos que se celebran en enero y febrero.

Jarlshof

Jarlshof

Jarlshof es uno de los yacimientos prehistóricos más famosos e importantes en las islas. Este yacimiento estuvo habitado desde el año 2.500 a de C. y los habitantes estuvieron hasta el siglo XVII. Es asombroso que en este lugar podremos ver varias casas de la Edad del Bronce que tienen unos muros perfectamente conservados. Asimismo, podremos pasear por los pasillos de la Edad del Hierro y disfrutar con los restos de la civilización vikinga. También podremos ver la antigua casa fortificada conocida como Old House of Sumburgh.

Lerwick

Lerwick

Esta es la capital de las islas Shetland y uno de los lugares que hay que ver en las islas. Esta capital nació en torno al puerto, que fue un punto comercial muy importante para los pescadores holandeses de arenques. Su calle principal es Commercial Street, un lugar en el cual poder ver tiendas de productos tradicionales. No puedes perderte Fort Charlotte, una fortaleza del siglo XVII y deberías ver las lodberries, que son casas a orillas del mar. Todo tiene un encanto único y especial que no te dejará indiferente. Además, aquí pueden encontrar el Museo de las Shetland para saber más acerca de la historia y la cultura de las islas.

Festival Vikingo

Festival vikingo

Si eres fan de la cultura vikinga, tendrás que ir en enero, concretamente en el último martes de este mes, que es cuando se celebra el conocido Festival Vikingo Up Helly Aa, un festival que se lleva celebrando más de cien años. El festival dura el día entero y sigue por la noche. Se suceden desfiles, marchas y canciones, mientras todo el mundo disfruta con disfraces de vikingo. Es un festival en el que también se rinde culto al fuego, podremos ver un drakkar vikingo y seguir con las celebraciones hasta la madrugada. Sin duda es una experiencia única que deberíamos disfrutar.

Scalloway

Scalloway

Este pueblo fue hace tiempo la capital de Shetland y hoy en día sigue siendo un lugar de interés en las islas por lo que es recomendable dejar parte de un día para visitarlo. Lo más significativo de este pueblo es su castillo, construido en el siglo XVII por el duque de Orkney. Justo al lado de este castillo se encuentra el museo de Scalloway. No hay que dejar de ver su bonito puerto, un lugar en donde podrás ver un pequeño memorial dedicado al Shetland Bus, un transporte que unió las islas con la parte de Noruega ocupada por los nazis.

Faro de Sumburgh

Faro Sumburgh

Si hemos ideo al yacimiento arqueológico de Jarlshof podemos visitar también este faro. Está en la reserva natural del cabo Sumburgh en la zona sur de la isla de Mainland. El faro fue construido en el siglo XIX y en los alrededores podremos ver increíbles acantilados con el mar rompiendo contra ellos, una estampa que hay que vivir en estas islas. En esta visita también podremos entrar en el faro, en el cual hay un centro de interpretación. Esta zona es importante debido a que tiene una de las colonias de aves marinas más accesibles y además es posible ver incluso defines, orcas y ballenas por lo que puede llegar a ser otra experiencia única de las islas.

 

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*