Visita el Museo Británico

Europa tiene un puñado de museos muy importantes por lo valioso de sus colecciones, y uno de ellos es el Museo Británico o British Museum. Este museo en Londres es maravilloso pues guarda tesoros muy valiosos.

Es decir, sus tesoros provienen de muchas partes del mundo así que si vas de viaje a la capital inglesa es una muy buena idea ir de visita y conocerlos. Aquí te dejamos todo lo que debes saber para planificar la visita.

El Museo Británico

Se fundó en 1753 y ostenta el título de ser el primer museo público del mundo de entrada gratuita. En el siglo XVIII era visitado por unas cinco mil personas al año y hoy en día se calcula que tiene seis millones de visitantes.

El museo nació del ímpetu e interés de Sir Hans Sloane, un gran coleccionista con mas de 70 mil objetos que no quiso que se perdieran tras su muerte. Así que donó toda su colección al rey Jorge II por 20 mil libras. El rey aceptó y en 1753 se hizo legal la fundación del museo. ¿Pero qué objetos componían esta colección privada? Manuscritos, libros, antigüedades, impresiones, medallas, monedas, bocetos, especímenes naturales…

Recién en 1759 el museo abrió sus puertas. Lo hizo primero en la Residencia Montagu, una casa del siglo XVII situada en Bloomsbury. Por aquel entonces la entrada era gratuita y nunca cerró sus puertas, incluso durante las dos guerras mundiales. Eso sí, esa primera colección se amplió muchísimo en el siglo XIX, el siglo imperial por excelencia.

La presencia imperialista del Reino Unido en África, América y Asia le consiguió verdaderos tesoros. Si bien los países de los que provienen han expresado su deseo de que le devuelvan esos tesoros expropiados, no hay ningún avance en ese sentido. Así, entre los tesoros extranjeros que guarda el museo están la Piedra Rosetta (piedra que permitió el desciframiento de los jeroglíficos), esculturas clásicas y esculturas del Partenón.

La colección natural del museo se mudó a su sede en South Kesington a fines de la década del ’80 del siglo XIX y se convirtió en el Museo de Historia Natural. Si el siglo XIX es el siglo de la ampliación de las colecciones, el siglo XX es el de los servicios ofrecidos por el museo. Se desarrollaron programas educativos, se restauraron salas y se instalaron exhibiciones importantes permanentes como Ilustración: Descubrimiento, el mundo del siglo XVIII.

Ya en el siglo XXI el museo siguió ampliando sus tesoros con cerámicas chinas, relojes de todo tipo y una tumba capilla, la de Nebamun, de origen egipcio.

Visitar el Museo Británico

Al museo puedes llegar en metro, en autobús o en bicicleta. Las estaciones del metro más cercanas son Holborn, Tottenham Court Road, Goodge Street y Russell Square. Los autobuses que tienen parada en la New Oxford Street son el 1, 8, 19, 25, 38, 55, 98 y 242. Los que paran al norte de Tottenham Court Road y al sur de Gower Street son el 14, 24, 29, 73, 134 y 390. Los que paran en Southampton Row son el 59, 68, X68, 91, 168 y 188.

Si alquilaste una bici hay ciclovías por dentro de las puertas del museo sobre Great Russell Street. La estación de bicis más cercana está justo fuera de las puertas, en la esquina de Great Russell Street y Montague Street.

El museo abre durante todo el año pero cierra el 1 de enero y el 24, 25 y 26 de diciembre. Las galerías del museo abren todos los días de 10 am a 5 pm y la mayoría cierran a las 8:30 pm los viernes. Empiezan a cerrar desde las 5:20 pm y desde las 8:20 pm los viernes. Los días feriados abre pero ten en cuenta que las visitas guiadas y las charlas son reducidas.

El Great Court, con el escritorio de información, abre todos los días de 9 am a 6 pm y hasta 8:30 pm los viernes. La taquilla abre de 9 am a 5 pm y hasta las 7:45 pm, los viernes. Como habrás descubierto los viernes los horarios se extienden.

¿Y qué hay que visitar? El museo tiene distintos departamentos: África, Oceanía y América, Antiguo Egipto y Sudán, Asia, Monedas y medallas, Grecia y Roma, Medio oriente, Prehistoria y Europa, Impresos y Dibujos. Si no tienes muchos conocimientos previos y tu idea es aprender lo mejor es apuntarte en los tours con voluntarios. Estos tours son para grupos de máximo 25 personas.

Los Special Morning Tours, así se llaman, comienzan a las 9 am y duran una hora, incluido el tiempo para tomar fotos. Solo tienes que reservar online e ir hasta la entrada principal sobre Great Russell Street a las 8:50 am con la confirmación de la reserva impresa. Estos tours versan sobre el Museo Británico mismo, o sobre el Antiguo Egipto o sobre China. Los tickets cuestan 30 libras por adulto y los niños de entre 5 y 15 años cuestan 15 libras.

Otra forma de planificar tu visita es por el tiempo que planeas estar dentro del museo: ¿Una, tres horas? Con una hora sola no verás mucho pero aún así es posible ver la Piedra Rosetta, los relieves asirios y las esculturas del Partenón, el Tesoro Oxus, el Juego real de Ur, la momia de Katebet, una armadura samurai, el Rey de Ife, el juego de ajedrez de Lewis. Todo en planta baja, el piso superior y piso inferior.

Con tres horas la visita se potencia y puedes sumar más objetos: una estatua de la Isla de Pascua, el astrolabio de Sloane, figuras de cerámica Tang, el busto de Ramsés el Grande, modelos autómatas, la serpiente de turquesa, jarrones chinos o una tableta de escritura cuneiforme que habla del diluvio, por ejemplo.

También puedes explorar la historia humana en 100 objetos especialmente seleccionados, la historia de Londres en 20 objetos o la diversidad humana a través de la historia. Y si te gusta tocar y no solo ver el Museo Británico te ofrece esta gran oportunidad. Es posible sostener algunos objetos del museo con la ayuda de voluntarios que puedes respondeer tus preguntas.

Esta posibilidad la encuentras en la Enlightenment Gallery (habitación 1), Collecting the world (habitación 2), Living & Dying Gallery (habitación 24), Roman Britain Gallery (habitación 49), Money Gallery (habitación 68), The Islamic World Gallery (habitación 42-43) y China & South Asia Gallery (habitación 33). Siempre es gratuito.

Finalmente, siempre conviene visitar el sitio web del museo porque allí tendrás actualizada la información, en especial sobre las exhibiciones temporarias. Ahora, por ejemplo, entre el 11 de abril y hasta el 21 de julio hay una sobre Edvard Munch y del 23 de mayo al 26 de agosto hay otra sobre manga, el cómic japones tan popular. Para ambas puedes reservar online.

¿Quieres reservar una guía?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*