Comida típica de Honduras

Baleada

La comida típica de Honduras es el resultado de sintetizar el componente autóctono maya y azteca con la influencia española. Por una parte, están ingredientes y recetas procedentes de esos pueblos precolombinos. Y, por otra, el aprovechamiento de productos y platos llegados desde España.

A estos dos componentes vino a sumarse, con posterioridad, la influencia africana. Como resultado, la gastronomía hondureña es contundente y muy variada, pero siempre deliciosa. Para que conozcas sus platos más sabrosos, vamos a hablarte en este artículo de la comida típica de Honduras.

Los Ingredientes

Atol chuco

Cuenco de atole chuco

Como acabamos de explicarte, la gastronomía del país centroamericano se basa en ingredientes que ya usaban los pueblos prehispanos. Estos pueblos asentados en Honduras utilizaban muchos vegetales. Entre ellos, la mandioca, la calabaza, el tomate, la patata o el camote. Pero, sobre todo, los frijoles y, más aún, el maíz. Este formaba parte de la mayoría de sus platos. De hecho, ya entonces se elaboraban tortillas y tamales para rellenar.

También consumían frutas como la piña, la guayaba, el aguacate o la papaya. Y, en cuanto a las bebidas, sus favoritas eran el café, el chocolate y el atole. Recibe este nombre un líquido que se obtiene con la cocción de maíz y que luego se endulza con azúcar, vainilla, canela u otras especies.

Con la llegada de los españoles, también se introdujeron en América productos como las carnes de cerdo y pollo, legumbres como los garbanzos y frutas como las naranjas y los limones. También llevaron al Nuevo Continente el arroz, el trigo o el propio aceite de oliva. Incluso la uva y, por tanto, el vino, llegaron a América con los hispanos.

Todos estos ingredientes y productos han configurado la comida típica de Honduras. Lógicamente, cada región del país tiene sus platos propios. Pero vamos a hablarte ahora de aquellos que se consumen en toda la nación.

La sopa de caracol y otros caldos

Sopa de caracol

Un símbolo dentro de la comida típica de Honduras: la sopa de caracol

La sopa de caracol es uno de los platos nacionales de Honduras. Pese a su nombre, no se elabora con caracoles de tierra, sino de mar y de tamaño mediano o grande. Igualmente, a pesar de llamarse así, no es una sopa propiamente dicha, sino más bien todo un guiso.

Si te mencionamos sus ingredientes, lo comprenderás. Porque, además de caracoles, lleva cebolla, leche de coco, yuca blanca, plátano verde, chile dulce, cilantro, ajos, achiote, apio, pimienta y cominos. En todo caso, es un plato delicioso. Se le parece bastante la sopa de marisco al estilo hondureño. Esta lleva camarones, pescado, cangrejos, pero también yuca, plátano y leche de coco.

Junto a estas dos recetas, el país centroamericano tiene otras muchas de sopa. Entre otras, te aconsejamos probar la de mondongo, que se elabora con estómago y pata de vaca; la sopa de capirotadas, que se parece a la de cebolla y queso de Francia; el consomé de garrobo o la sopa de frijoles con costillas de cerdo.

Por otra parte, aunque tampoco se trata de una sopa, sino de un guiso y contundente, queremos hablarte del tapado de leche de coco. Lleva carnes de ternera y cerdo, chorizo y yuca, tomate, plátanos verdes, cebolla o ají. Pero también mariscos como camarones y cangrejos. Todo ello se cocina en agua y, lógicamente, leche de coco.

La baleada y otras tortillas y tamales

Una baleada

La baleada, otro de los platos nacionales de Honduras

La baleada es otro de los platos por excelencia de Honduras. Se trata de una tortilla de harina de trigo que se rellena y se dobla a la mitad. Su diámetro es de unos veinte centímetros y dentro lleva, básicamente, frijoles rojos y queso rallado. No obstante, también suele ponerse plátano, aguacate, algún tipo de carne e incluso huevo frito.

Tan popular es esta receta en Honduras que, desde 2018, viene celebrándose el Día Nacional de la Baleada. E incluso tiene su propia leyenda. Esta dice que en San Pedro Sula había una mujer que vendía estas tortillas. Había sobrevivido a un tiroteo y la gente, cuando iba a comprarlas, decía, «vamos a la baleada».

Pero no es la única receta de este tipo que se elabora en el país centroamericano. Los nacatamales son propios de Nicaragua, pero han sido adoptados por los hondureños. Se preparan envolviendo en hojas de plátano una masa elaborada con maíz, arroz, carne y verduras variadas.

Parecidas son las montucas, que llevan igualmente una masa, aunque en este caso hecha de carne de cerdo, leche, verduras, chile maduro y tomates. También se envuelve en hojas de plátano. Finalmente, las catrachas de frijol son tortillas de maíz a las que se añaden frijoles y queso rallado.

El pollo chuco y otras carnes

Pinchos americanos

Pinchos americanos: otra receta de pollo de la cocina hondureña

Pasamos ahora en nuestro recorrido por la comida típica de Honduras a las carnes. Es muy popular en el país centroamericano el tapado olanchano, del que incluso se extrae una sopa. Lleva varios tipos de carne, concretamente, cerdo, ternera y diferentes embutidos. Estos ingredientes se dejan salando la noche anterior. Luego se cuecen en agua para quitarles el exceso de sal. Y se prepara en una fuente el plato añadiéndole yuca, plátano, cebolla chile, cilantro, ajo y leche de coco, entre otros ingredientes.

Igualmente muy consumido en Honduras es el pollo chuco o con tajadas. Es carne de ave marinada, enharinada y frita a la que se añaden cebolla, cilantro, chile dulce y plátano verde frito. A este último se debe el nombre de tajadas, ya que se parte en trozos alargados.

Como estás viendo, la yuca es uno de los ingredientes básicos de la cocina hondureña. También se combina con el chicharrón. Este último es la fritura de la grasa y la piel del cerdo u otros animales. La yuca con chicharrón lleva ambos ingredientes, pero también cebolla, varios tipos de chiles, tomates y vinagre o limón.

Panes y recetas similares rellenas

Pupusas

Las pupusas

En Honduras se consumen distintos tipos de pan. Algunos son como en España, mientras que, en otros casos, se trata de creaciones autóctonas. Por ejemplo, el pan de coco y el de guineo, el marquesote, las rosquillas o las tortas. Pero, quizá el más típico sea el casabe de yuca. Se trata de un pan ácimo elaborado, una vez más, con harina de yuca, que se asa en un comal o plancha. Esta receta es de origen precolombino.

Por otra parte, aunque no se trata de pan propiamente dicho, sino de tortillas de maíz o arroz, te hablamos aquí de las pupusas. Porque, a la vista, parecen un bollo relleno, concretamente de queso, chicharrón, ayote, loroco y frijoles. También es una receta maya y, como curiosidad, te diremos que tiene más arraigo incluso en El Salvador que en Honduras. De hecho, los salvadoreños lo consideran su plato nacional y, si visitas el país, no tardarás en ver pupuserías.

Pescados y mariscos

Ceviche

Ceviche de camarón

También los pescados tienen un papel fundamental en la cocina típica de Honduras. La mojarra frita con tajadas lleva el pescado de este nombre acompañado por plátanos verdes, rábanos, zanahorias, pepino, chile dulce o repollo. Por su parte, el pescado envuelto se denomina así porque se pone dentro de hojas de plátano para luego asarlo. Luego se sirve acompañado por arroz blanco, frijoles e incluso garbanzos.

También es delicioso el pescado frito al estilo lago de Yojoa. Se elabora de forma muy sencilla, pues basta freír el pescado rebozado en harina. Luego se parte plátano verde en tajadas y se fríen igualmente para servirlas como guarnición.

No faltan, igual que en otros países de Latinoamérica, los ceviches en Honduras. Uno de los más sabrosos es el de camarón. Se elabora con este marisco bañado en zumo de limón y acompañado por chiles, cebolla, ajo molido y cilantro. Luego se envuelve en una tortilla y se saborea. Es delicioso.

Con el mismo marisco se elaboran los camarones a la criolla. Esta receta se prepara añadiéndoles mantequilla, ajo, salsa de tomate, cebolla, achiote, chile verde y cilantro. Todo ello se fríe en una sartén y queda un plato exquisito. También fritos son los camarones al coco, en este caso previamente rebozados en esta fruta rallada.

Finalmente, el cóctel de curil es una receta fría que se prepara con el molusco bivalvo así llamado. Se le añaden cebolla, ajo, chile picante, tomates, pimienta y una salsa denominada inglesa.

Postres y repostería

Totopostes

Varios totopostes

Terminamos nuestro recorrido por la comida típica de Honduras hablándote de algunos postres. La tustaca es una deliciosa torta hecha con harina de maíz, manteca y sal y recubierta de miel o de caramelo. Suele tomarse con café en el desayuno o la merienda.

El totoposte también se elabora con harina de maíz, pero se parece más a una galleta. Es tan sencillo de elaborar que tan solo hace falta añadirle mantequilla y ralladura de panela. Por su parte, los alborotos fascinan a los niños, ya que son palomitas de maíz unidas por miel endurecida. Más elaborado es el dulce de zapote, que se prepara con esta fruta, pero también lleva limones, jugo de naranja, clavo, panela, vainilla, canela agua y un poco de ron. Similares son los coyoles en miel, pues estos también son un tipo de fruta habitual en Honduras.

Antes te decíamos que la yuca es muy usada en la cocina hondureña. Y otro tanto podemos decirte del plátano. Este se aprovecha para todo, incluso para crear deliciosos postres. Es el caso de la empanada de plátano, del pan de banano o de los plátanos en gloria.

En conclusión, te hemos mostrado algunas de las más sabrosas recetas que conforman la comida típica de Honduras. Muchas son compartidas con sus vecinos de El Salvador, Nicaragua o Guatemala, pero otras tantas son puramente autóctonas. ¿No te apetece probar estas delicias?

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*